País Vasco. Ante la llegada de varios parlamentarios en la mañana de ayer. 
 La subprefectura de Bayona cerró sus puertas a HB     
 
 Diario 16.    30/08/1979.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 25. 

Ante la llegada de varios parlamentarios en la mañana de ayer

La Subprefectura de Bayona cerró sus puertas a HB

BILBAO, 30 (D16)— La Subprefectura de Bayona cerró sus puertas desde primeras horas de la mañana de ayer, como probable medida de las autoridades francesas en evitación de incidentes, ante la anunciada visita de los parlamentarios de la coalición abertzale HB.

Las puertas y ventanas del edificio policial se encontraban herméticamente cerradas y solamente se permitió el acceso a aquellas personas que podían justificar que trabajaban en sus dependencias.

Los políticos vascos habían previsto acudir a la delegación gubernamental de Bayona a fin de entrevistarse con M. Biacave en torno a la situación de los refugiados.

El abogado francés Koko Abeberry manifestó a D16 que los parlamentarios de HB no habían llegado a Bayona a las doce del mediodía, a pesar de estar prevista su llegada media hora antes.

Aunque no se ha confirmado, probablemente estos políticos, al conocer la situación de la Subprefectura, se quedaron en Hendaya, donde visitaron a los refugiados vascos en huelga de hambre, en la iglesia de Santa Ana de esta localidad fronteriza.

Debate con el PNV

Por la noche, a partir de las nueve, los parlamentarios de HB mantuvieron una reunión en su sede de San Sebastián para tratar aspectos relacionados con el debate sobre el Estatuto de autonomía que tienen pendiente con el PNV.

A última hora se desconocían los puntos concretos debatidos y las conclusiones a que se hubiera llegado entre los dirigentes abertzales.

El número de huelguistas de hambre en Hendaya aumentó ayer a 35, que continúan sin ingerir alimentos sólidos desde hace diez días.

Su temor se centra en una redada masiva de la Policía francesa, lo que ya se ha rumoreado en círculos políticos galos, y el posterior confinamiento de todos ellos en departamentos alejados de los Pirineos.

En este sentido, se confirmó ayer el traslado del refugiado vasco Iñaki Arakama «Mendi» a la localidad de Charleville, en el departamento de las Ardenas, cercano a la frontera belga.

Entre tanto, los familiares de presos y refugiados que en la jornada del martes protagonizaron un encadenamiento frente a la Subprefectura de Bayona y que posteriormente fueron detenidos, se encerraron ayer en el Ayuntamiento de Irún.

Según manifestaron estas personas, su acción perdurará hasta el próximo sábado, día 1 de septiembre, fecha en la que se han programado manifestaciones de solidaridad con los refugiados en las capitales vascas.

Solamente uno de los detenidos en Bayona continuaba ayer en Comisaría. Se trata del joven de veintiocho años Juan José Erdocia, vecino de la localidad navarra de Echarri-Arana, quien su ficha le fue retenida por el ordenador electrónico de la Policía, lo que ocasionó que el Ministerio del Interior francés ordenase su detención.

Según el padre del joven Erdocia, éste solamente había estado en una ocasión en el País Vasco-Francés con motivo de un campeonato de sokatira, al que asistió como miembro del equipo de Echarri-Aranaz.

Manifestaciones prohibidas

Durante la jornada de ayer los Gobiernos Civiles de las provincias vascas reiteraron la denegación de permiso para celebrar las manifestaciones pro refugiados previstas para el próximo sábado.

En todos los casos, han considerado que «existen razones fundadas de alteración del orden público, con peligro contra personas y bienes nacionales y extranjeros».

Las organizaciones juveniles Jarrai (Juventudes de HAS1) y JCE (M-L) (Juventudes del FRAP) reafirmaban a ayer su intención de realizar la manifestación y hacían un llamamiento a la participación masiva.

También el PNV, a través de su máximo organismo ejecutivo, el Euskadi Buru Batzar, se manifestó ayer sobre el tema de los refugiados.

En un comunicado hecho público se pronunció en favor del derecho de los vascos a residir en cualquier punto de Euskalherria, pero se manifestó contrario a «la utilización constante y forzada de las sesiones de trabajo de las instituciones del país para mociones y debates relacionados con el tema, no previstos en el desarrollo de la enorme -problamática reservada a Ayuntamientos, Diputaciones y otras instituciones, que corren el riesgo de ver colapsada su actividad con mociones de carácter estrictamente testimonial».

Barricadas

Diversas barricadas, formadas por neumáticos, a los que se prendió fuego, fueron coloca.das en la autopista Bilbao-Behovia, y en la carretera nacional Madrid-Irún, a su paso por Rentería.

Las barricadas estaban rodeadas de chinchetas, a consecuencia de las cuales varios vehículos resultaron con las ruedas pinchadas.

Otra barricada de características similares fue colocada" en Irún.

Según fuentes policiales, la Guardia Civil procedió a retirar las barricadas, sin más incidentes, mientras la Policía Nacional estableció un servicio de vigilancia, al objeto de evitar la colocación de más obstáculos en la calzada.

Posteriormente, grupos de manifestantes que protestaban por las medidas que el Gobierno francés ha adoptado contra los refugiados vascos cortaron el tráfico en el Alto de Beraun (Rentería) y en la autopista Bilbao-Behovia.

También fueron cruzados algunos vehículos en la calle Santa María, en el centro de Rentería.

El Ayuntamiento de Oyarzun, por su parte, ha acordado celebrar todos las noches, hasta el próximo sábado, un encierro en la Casa Consistorial, en protesta por los acontecimientos de Vitoria y Motrico, por la situación de los refugiados vascos y por el atentado de que fue objeto la sede del Consejo General Vasco en San Sebastián.

 

< Volver