Autor: Angulo, Javier. 
 País Vasco. 
 Socialistas y comunistas proponen un pacto de colaboración al Gobierno autonómico     
 
 El País.    17/03/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 10. 

PAÍS VASCO

Socialistas y comunistas proponen un pacto de colaboración al Gobierno autónomo

JAVIER ÁNGULO, Bilbao

Descartada ya prácticamente la posibilidad de que en el País Vasco se constituya un Gobierno de coalición, dado el deseo expreso del PNV de seguir gobernando en solitario, las ejecutivas del PSOE y PC de Euskadi han elaborado sendas ofertas de acción política, encaminadas a lograr la estabilidad política en el País Vasco, en base a acuerdos pactados entre todas las fuerzas políticas, con el Gobierno vasco como eje, en torno a los principales problemas que tiene planteados la comunidad autónoma: defensa de la Constitución, desarrollo del Estatuto, terrorismo, crisis económica y paro y Navarra, entre otros.

Se trataría, para el Partido Socialista de Euskadi (PSE), de lograr un acuerdo en torno a una plataforma que «desde la asunción de la responsabilidad y la solidaridad con el resto de España contribuyan a la estabilidad política del País Vasco, a la consolidación del proceso democrático del Estado y a la apertura de vías de solución de los principales problemas que tiene planteados nuestro pueblo».

Dicha plataforma comienza por emplazar al Gobierno vasco y demás instituciones autonómicas a «asumir públicamente la defensa de la Constitución de la cual se derivan la unidad de España, las libertades democráticas y el propio Estatuto de Autonomía».

Considera, en segundo lugar el PSE, la necesidad de que el Gobierno vasco tome la iniciativa de impulsar la formación de un bloque de todos los partidos democráticos, «para combatir, con pleno respeto a los derechos humanos, todo terrorismo y violencia en Euskadi, movilizar a la sociedad civil en su contra y adoptar unitariamente las medidas necesarias en cada caso y circunstancias». Benegas señaló que su partido está «abierto a cualquier iniciativa capaz de convencer al pueblo de que es necesaria la paz y el cese del terrorismo». Y consideró estimables los intentos que conocemos de amplios sectores políticos, sociales e intelectuales del País Vasco tendentes a pedir públicamente que ETA detenga sus acciones.

El PSOE de Euskadi invita también al Gobierno vasco, «sin perjuicio de la urgente necesidad de la creación de la policía autónoma, a apoyar y colaborar con las Fuerzas de Seguridad del Estado en la lucha contra la violencia, el terrorismo y la defensa de la seguridad ciudadana».

La constitución de una comunidad autónoma «solidaria y plural para todos los ciudadanos de Euskadi» es otra de las propuestas socialistas. «Para ello es imprescindible que todas las cuestiones fundamentales del desarrollo estatutario que afecten a la configuración y estructuración de la comunidad autónoma sean pactadas entre las principales fuerzas políticas». Este pacto se concretaría en un programa legislativo consensuado.

Contra las discriminaciones

En esta misma línea, el PSOE de Euskadi propone que sea estrictamente aplicado el principio según el cual «nadie será discriminado por razones de lengua»

recogido en el artículo seis del Estatuto vasco.

Un pacto entre el Gobierno vasco y el del Estado, con el conocimiento de las fuerzas parlamentarias vascas, con un claro señalamiento de calendario y plazos, sería fundamental, en opinión de los socialistas de Euskadi, para lograr un proceso de transferencias claro y transparente.

El documento socialista aborda también el tema de las relaciones entre Navarra y la comunidad autónoma vasca, para el que propone una salida negociada intermedia entre las hasta ahora enfrentadas. Propugna el PSE abrir un diálogo entre las principales fuerzas políticas para que en Navarra se encuentre una fórmula de entendimiento y distensión que, respetando.el proceso de recuperación de las instituciones ferales de Navarra, establezca vínculos institucionales entre el País Vasco y Navarra para la gestión de asuntos comunes. Explicó Benegas a los informadores que se trataría «de un organismo no supra, sino intercomunitario».

 

< Volver