Autor: Reinlein García-Miranda, Fernando. 
   Ejército vasco     
 
 Diario 16.    01/03/1983.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

Fernando Reinlein

Ejército vasco

Cuando el portavoz del PNV en la Comisión de Defensa del Congreso interpeló al ministro, que comparecía para explicar la política de su Departamento ante sus señorías, los periodistas especializados nos quedamos bastante sorprendidos. Tal parecía que el peneuvista «pasaba» bastante del tema a tenor del poco contenido de su intervención.

La sorpresa ha venido a confirmarse a los pocos días. Y a explicarse también, con lo que ha empezado a dejar de ser sorpresa. Un editorial de la revista de las juventudes del PNV se refiere exactamente a que «los vascos nos vemos obligados a jurar fidelidad y defender una patria que no es la nuestra».

Por si faltaba algún aditamento, el partido de «los mayores» presenta una proposición de ley ante el Congreso en la que piden, nada más y nada menos, que se reconozca como causa de excepción de la prestación del servicio militar la «objeción de conciencia política». Traducido al román paladino, que el vasco que diga no sentirse español quede dispensado de hacer la mili.

Nada más lejos del alarmismo en su sentido más peyorativo mueve al autor de estas líneas a plasmarlas en un papel. ¿Pero no comienzan a aparecer datos suficientes para avalar la sospecha de que los «santones» del PNV quieren unas Fuerzas Armadas vascas propias, patrimonio de la soberanía del Estado?

El Estatuto es para ellos no un fin, sino el instrumento mínimo, que sirve de base de partida para lograr otros fines. Están en su derecho de desécate. Nosotros, en el nuestro de denunciarlo. Y el Parlamento español, en rechazarlo.

 

< Volver