Dolores Ibarruri. 
 «Estoy contenta porqué vuelvo pronto a mi patria»  :   
 (y triste porqué abandono la Unión Soviética). 
 Arriba.     Página: 11. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

DOLORES IBARRURI

«ESTOY CONTENTA PORQUE VUELVO PRONTO A MI PATRIA»

(y triste porque abandono la Unión Soviética)

+ En la mañana de ayer le fue entregado el pasaporte a la presidenta

del Partido Comunista de España

MOSCÚ. (Efe.) — «Estoy contenta porque vuelvo pronto a mi Patria, pero

al mismo tiempo estoy triste porque abandono la Unión Soviética, país

que me acogió y en el que he vivido casi cuarenta años», declaró ayer

Dolores Ibarruri, la «Pasionaria», al disponer de pasaporte español.

«Tengo una mezcla de emociones en estos dramáticos momentos de mi

vida», señaló la anciana presidenta del Partido Comunista Español.

Las declaraciones de la «Pasionaria» fueron hechas a la agencia Tass y

en ellas expresó su confianza en la evolución política en su país,

«porque los españoles no quieren volver a los tiempos difíciles del

pasado».

La presidenta del Partido Comunista de España no se presentó

personalmente a recoger su pasaporte. Los pasaportes, extendidos a

nombre de Dolores Ibarruri y de Irene Levy (nombres verdaderos de

Irene Falcón) fueron entregados al Sr. Sanguesa, hombre de confianza

de la «Pasionaria» que ya había presentado las solicitudes y reaIizado

los trámites correspondientes.

Los pasaportes, concedidos según instrucciones del Gobierno español,

fueron entregados al Sr. Sanguesa hacia el mediodía, y llevan los

números 10 y 11 de los extendidos en Moscú desde la normalización de

relaciones a nivel de Embajada entre España y la URSS.

Una llamada a la secretaria de Dolores Ibarruri en el club Comunista

Español de Moscú, no permitió obtener aún comentarios al respecto de

la presidenta del Partido Comunista de España. Tampoco se han dado

detalles sobre el momento de la partida, aunque recientemente la hija

de la «Pasionaria», Amaya, indicó a algún corresponsal occidental que

había pedido información al respecto que, una vez recibido el

pasaporte, Dolores Ibarruri necesitaría probablemente aún un par de

días para concluir sus preparativos.

Los pasaportes llevan la firma del primer secretario de la Embajada,

Eugenio Bregolat, que actúa como cónsul.

 

< Volver