Con insultos y agresiones. 
 Suspensión de plenos municipales en Bilbao y Lejona  :   
 Miembros de Herri Batasuna y mujeres pro abortistas organizaron un escándalo en ambos consitorios. 
 ABC.    06/10/1979.  Páginas: 1. Párrafos: 11. 

SÁBADO, 6 DE OCTUBRE DE 1979.

CON INSULTOS Y AGRESIONES

SUSPENSIÓN DE PLENOS MUNICIPALES EN BILBAO Y LEJONA.

Miembros de Herri Batasuna y mujeres pro abortistas organizaron el escándalo en ambos Consistorios

Bilbao, 5. (Europa Press.) Los Plenos de los Ayuntamientos de Bilbao y Lejona (Vizcaya), celebrados a última hora de la noche de ayer, tuvieron que ser suspendidos a causa de fuertes polémicas, y porgue en el Pleno de Lejona se llegó, incluso, a las agresiones físicas.

El Bilbao, el punto 35 del orden del día trataba sobre las peticiones de la Coordinadora de Asociaciones Feministas del País Vasco sobre el aborto, y el juicio que se celebrará el 26, en el que serán procesadas 11 mujeres.

Intervinieron Yon Nicolás, de Euzkadiko Ezkerra, y Javier Martín, de Herri Batasuna, quien dijo que, puesto que la mayor parte de las mujeres que abortan son de la clase trabajadora, el aborto es también una cuestión de clase. El socialista señor Ibáñez dijo que, aunque el PSOE no es pro abortista, sí está a favor de la despenalización del aborto. Consideró que, sin embargo, el tenia debía ser tratado desde una plataforma más general. Fue abucheado repetidas veces.

En la votación se registraron 18 abstenciones y siete votos a favor. Otros cuatro ediles se abstuvieron específicamente por ser médicos o enfermeras. Las feministas que se encontraban en la sala sacaron entonces pancartas y vocearon consignas feministas y otros gritos en contra de los concejales.

Los grupos de personas que se encontraban en los corredores y pasillos llegaron hasta la sala y pidieron amnistía para las mujeres, mientras gritaban «Machistas», «Hipócritas», «Vosotros, fascistas, sois los terroristas», y «slogans» por el estilo. Tras pedir inútilmente silencio, el alcalde, señor Castañares, levantó la sesión.

En el Pleno de Lejona, y por idénticos motivos, se llegó, incluso, a las manos y el Pleno fue suspendido por el alcalde.

Sobre las 11,30 de la noche se debatía una petición feminista para que el Ayuntamiento se solidarizara con su postura a favor de la despenalización del aborto. Intervenían diversas personas del público, cuando un hombre contrario al aborto empujó a una joven feminista.

La mayoría de las mujeres y algunos hombres se lanzaron entonces contra el desconocido, golpeándole.

Otras personas intentaron separar a los que peleaban, mientras los concejales del PNV abandonaban el Pleno.

Posteriormente, el alcalde manifestó que había suspendido el Pleno mientras se registraba la pelea, y lo convocó para fecha próxima. Por este motivo, no se trataron los puntos que se presumían conflictivos, presentados por Herri Batasuna: la seguridad de los corporativos (petición de permiso de armas para su defensa), y una moción para que se retirara la bandera española del Ayuntamiento y se dejara la «ikurriña».

BARACALDO.—Finalmente, en el Ayuntamiento de Baracaldo —donde también se debatió una petición feminista en torno al aborto—, el PCE, con dos votos, y Herri Batasuna, con seis, votaron a favor del derecho al aborto. No obstante, su postura fue derrotada.

En este Pleno fueron derrotadas también nueve mociones de Herri Batasuna, a causa de la abstención de los otros partidos. Entre estas mociones figuraban la paralización de las obras de Lemóniz, las clases de euskera para los trabajadores del Ayuntamiento y la modificación del Código Penal en lo referente al aborto.

 

< Volver