La participación en Euskadi, más del 60 por 100, superó las previsiones. 
 Los vascos votaron más que los catalanes     
 
 Diario 16.    26/10/1979.  Página: 1. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

La participación en Euskadi, más del 60 por 100, superó las previsiones

Los vascos volaron más que los catalanes

Con una participación más alta de la esperada, algo más del sesenta por ciento, en el País Vasco se refrendó ayer el Estatuto de Guernica. En Cataluña logró el respaldo popular también ayer el Estatuto autonómico de Sau, aunque, en este caso, con menor participación de la prevista.

Madrid — La aprobación de los dos Estatutos produjo euforia en Euskadi y en Cataluña y, también, en los medios políticos de Madrid. Las autonomías han empezado a concretarse con buen pie un elevadísimo porcentaje de votos afirmativos, emitidos durante una jornada desarrollada con plena tranquilidad.

La gran sorpresa ha sido la participación lograda en el País Vasco, tras una intensa campaña de algunos grupos abertzales (los encuadrados en Herri Batasuna, próximos a ETA-m) en favor de la abstención.

Ayer se registró un 39,26 por 100 de abstención en el conjunto de Euskadi. De acuerdo con las votaciones del pasado 3 de abril en que la abstención fue del 36,6 por 100 el peso logrado por Herri Batasuna no ha llegado en esta ocasión al tres por ciento, el resto de la abstención es la que técnicamente se esperaba y la que se podía desprender de un censo «hinchado» en al menos un cinco por ciento por falta de actualización. La abstanción, por lo demás, ha sido menor que la registrada en la votación de diciembre de 1976 y diciembre de 1978.

Sorprendente, también, ha sido el bajo nivel de anuencia a las urnas en Cataluña (41,84 por ciento de abstención, la mayor registrada desde el estreno de la democracia), lo que puede ser significativo de un cierto cansancio por la cuestión política. No obstante, se insiste en el mal tiempo que hizo ayer en Cataluña, donde llovió en ocasiones torrencialmente, influyó para que muchos votantes desistieran de acercarse a las urnas.

Todos los políticos han valorado muy positivamente los resultados. El presidente del Consejo General Vasco, Garios Garaicoechea, manifestó que «hoy empieza una etapa fundamental para el Pais Vasco. Vamos a tratar de ir a un desarrollo rápido con una interpretación extensiva del contenido del Estatuó».

Sobre una supuesta actuación de ETA después de la aprobación del Estatuto, indicó: «No puedo adelantar cuáles serán los proyectos de ETA. De todas formas el futuro Gobierno vasco tendrá que hacer cumplir la legalidad a todo el mundo y esta legalidad del Estatuto tendrá que hacerse respetar por todos».

Tuvo palabras de recuerdo para todos los vascos y para Navarra: «Si existe un camino legal para que Navarra se incorpore definitivamente a Euskadi, no faltará nuestro aliento para que Euskal-Herría se unifique definitivamente».

El presidente de la Generalitat, Josep Tarradellas, afirmó, con expresión de contento, que el Estatuto catalán sería «mucho más eficiente que el del año 32 porque va a tener unos hombres efectivos que trabajarán porque se cumpla y contará con un Parlamento. Por otra parte, muchos traspasos de servicios ya se han realizado a estas alturas y ello facilita considerablemente esa labor».

«Hemos cumplido con nuestro deber —añadió— pensando en el pueblo de Cataluña y nuestra alegría es inmensa en estos momentos por haber logrado que los ciudadanos de este país obtengan este instrumento tan valioso y que esta casa (el palacio de la Generalitat) se constituya definitivamente en el Cap i Casal.

 

< Volver