La abstención enfrenta a nacionalistas y abertzales     
 
 Diario 16.    27/10/1979.  Página: 5. Páginas: 1. Párrafos: 15. 

Diario 16/27-octubre-79

NACIONAL

La abstención enfrenta a nacionalistas y abertzales

El índice de abstención registrado en Euskadi en el referéndum de ratificación del Estatuto —que alcanzó una media del 39,26 por 100— ha creado una polémica entre los nacionalistas del PNV y los partidarios de la fórmula abstencionita, fundamentalmente, Herri Batasuna.

El PNV sitúa la abstención política en el 15 por 100, mientras que los extremistas abertzales lo sitúan en el 32 por 100.

Bilbao - El Partido Nacionalista Vasco (PNV) y la coalición Herri Batasuna (HB) arreciaron ayer sus ataques a propósito de los resultados obtenidos en el referéndum autonómico y las interpretaciones políticas que, a los datos aún provisionales, dan ambas formaciones.

Los nacionalistas ponen especial énfasis en subrayar que la abstención «es puramente técnica» —lo que colocaría a HB en franca desventaja— y «sólo la abstención política podría evaluarse al 15 por 100».

El informe del PNV hace caso omiso a los votos negativos que, atribuidos a la extrema derecha, se olvidan de contar a sectores de HB, ESE y LAIA;que,los habían potenciado.

Txomi Zuluaga, de HB, señaló a D16 que «Euskadi es una de las zonas más consecuentemente, la abstención técnica apenas alcanza, según solideos realizados entre los abstencionistas, a un 8 por 10,0». «El resto, ese 32 por 100, tan importante, hay que atribuirlo a HB, LKI y EMK», según el secretario general de HASI, quien añadió, al mismo tiempo, que «en el caso de que el Estatuto hubiera sido apoyado por todas las fuerzas políticas vascas habría obtenido un porcentaje de apoyo superior al 84 por 100 del censo, como lo obtuvo el Estatuto de 1933».

Por otra parte, y según el miembro de la junta nacional de HB, Jan Idígoras, «la constatación del fuerte incremento experimentado por el voto por correo, registrado sobre todos los municipios donde el PNV es mayoritario, elimina la abstención técnica en esas zonas».

Votos abertzales

Las distintas opciones, están, sin embargo, de acuerdo en que en la estimación, los datos en su conjunto, la situación no ha variado desde las últimas elecciones legislativas y municipales.

«Únicamente el PCE, EE. Los dirigentes del Partido Socialista y nuestro partido se han volcado en la campaña», señaló a D16 un dirigente del PNV.

«Pero mientras los comunistas, EE y nosotros —añadió— hemos tenido un electorado bastante fiel a la consigna del voto afirmativo, el PSOE ha tenido una vez más un electorado titubeante, y esto se ha reflejado en el mayor abstencionismo registrado en las zonas de gran inmigración.»

La misma fuente señaló después, aún así, que el PNV tenía datos en torno al comportamiento de su propio electorado y del de los otros partidos en el sentido que, «un 30 por 100 de los que habían votado a HB en las elecciones municipales acudió esta vez a las urnas, en tanto que un 10 por 100 del electorado nacionalista se había abstenido contra las consignas de su partido». «Es un fenómeno sintomático que tenemos que analizar profundamente ahora —indicó—, sobre todo, teniendo en ´cuenta que ese 30 por 100 de HB, como el 10 por 100 de nuestros electores, viene a ser una cifra similar próxima a los 50.000 votantes, que se encuentran en la zona de la máxima indecisión.»

Votación irregular

Sin embargo, quizá la polémica más dura se centra ahora en las irregularidades denunciadas por HB y EMK en este proceso electoral y que, aún teniendo escasa influencia en el resultado final, cobra un especial valor político en los ataques que se están dirigiendo ahora abstencionistas y defensores del Estatuto.

EMK (Movimiento Comunista de Euskadi) reunió ayer a los medios informativos para denunciar algunas de estas irregularidades que se habían podido comprobar, según ellos, en 150 mesas dé Vizcaya y que suponen una muestra del 10 por 100 del total de colegios electorales vizcaínos.

Rosa Olivares, dirigente del partido, presentó un «dossier» con fotocopias textificales de algunas de las anormalidades registradas en las mesas en las que tuvieron acceso sus interventores.

 

< Volver