Autor: Idoyaga, Juan Manuel (Periodista; Diario 16 (Bilbao)). 
 Pese al despliegue policial y el control en los accesos. 
 Barricadas y violencia en Pamplona     
 
 Diario 16.    07/04/1980.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 15. 

Barricadas y violencia en Pamplona

Pamplona (JUAN MANUEL IDOYAGA, enviado especial) — Grupos de manifestantes, que en algunos casos sobrepasaban el millar, consiguieron ayer, siguiendo las consignas de HB y de la izquierda extraparlamentaria vasca para el Aberri Eguna, hacerse fuertes en los barrios obreros periféricos de Pamplona. Construyeron barricadas coa maderas y material de construcción cruzaron automóviles, camiones y hasta autobuses y consiguieron impedir el paso a dichos barrios a los fuertes contingentes de Policía Nacional que operaron este fin de semana en la capital navarra.

La Policía controló el resto de la capital navarra y en el centro de la ciudad, plaza del Castillo y parte vieja, se mantuvieron las carreras y los enfrentamientos durante toda la jornada, a pesar de que fuentes del Gobierno Civil de Navarra señalaron después que >>:la situación había estado controlada en todo momento y que el dispositivo de Fuerzas de Orden Público consiguió su objetivo de mantener la seguridad ciudadana».

Manifestación frustrada

Los incidentes se iniciaron pasada la una de la tarde, precedidos de un intento frustrado por parte de los parlamentarios de HB de iniciar una manifestación en la plaza Antoniutti que había sido expresamente prohibida por el Gobierno Civil de Navarra.

La Policía advirtió a los parlamentarios que serían los responsables si se producía el menor incidente y de que «estaban dispuestos a impedir cualquier conato de manifestación» señalándoles, además, «el riesgo que podría suponer para sus personas la dificultad de identificarlos entre la masa de manifestantes».

Parlamentarios golpeados

Efectivamente, en los brotes de manifestación que se produjeron después en distintos puntos de la capital navarra varios parlamentarios fueron golpeados, y en algún caso detenidos.

«Esta represión contra los parlamentarios se ha centrado fundamentalmente contra los navarros aue han tenido que soportar la detención del portavoz del grupo Amaiur, Mauricio Olite, y han golpeado y herido al representante en al Parlamento Foral navarro por HB, Iñaqui Archanco, que ha recibido tres puntos de sutura en la boca», señalaron fuentes de la coalición abertzale que no ocultaban tampoco su interés en que los parlamentarios llegaran a ser detenidos por la Policía.

La Policía Nacional practicó decenas de detenciones, principalmente entre jóvenes que proferían gritos de «Policía asesina» o apedreaban a los contingentes de la Policía Nacional. En algunos casos los detenidos fueron puestos en libertad, tras su identificación en la Comisaría, pero a últimas horas de Ja tarde de ayer los calabozos de la Comisaría de Pamplona se mantenían repletos de detenidos.

También cobró el PNV

También los burukides navarros del PNV se vieron envueltos en una refriega y recibieron una descarga de pelotas de goma. El incidente se produjo poco después de la una de la tarde cuando una representación de dirigentes navarros del PNV salía de una misa funeral en memoria de dos militantes de las juventudes de su partido (EGI) muertos en 1969 al hacerles explosión un artefacto que llevaban en su vehículo.

El PNV había suspendido la celebración del Aberri Eguna en Pamplona prevista en el l"lUnL(jl^T!?n «por falta de coordinación entre las distintas fuerzas políticas a la hora de convocarla Fiesta Nacional Vasca y por la situación creada en Navarra ante la prohibición gubernativa a estos actos, que habían convocado otras fuerzas políticas». Sin embargo, se celebró el funeral por los jóvenes Artajo y Azurmendi. Una de las pelotas golpeó en la cara al presidente del Ñapar Buru Batzar, Pello Irujo.

Parlamentarios de HB entre los manifestantes

Durante toda la jornada los parlamentarios de HB

desarrollaron una actividad febril trasladándose desde un barrio a otro, donde se estaban produciendo las manifestaciones.

La intervención más directa de los parlamentarios se produjo en el barrio de San Jorge, donde los manifestantes mantenían a la una de la tarde una auténtica pelea con la Policía y la Guardia Civil. Telesforo Monzón bajó de un vehículo y se dirigió a los manifestantes (alrededor de un millar) señalando que «Euskadi no podrá ser una realidad sin Navarra y que no habrá tregua hasta que se consiga esta unión».

Gritos a favor de ETA

Los parlamentarios de HB acudieron al monumento a los Fueros, junto a la plaza del Castillo, que estaba desprovista de vigilancia Y colocaron dos coronas de flores «por los gudaris de ayer y de hoy».

Al final del acto un grupo de jóvenes profirió gritos en favor de ETA militar. Precisamente esta organización había colocado media hora antes, a las seis de la tarde, una gran pancarta con la leyenda «Socialismo, independencia, Euskadi o la muerte» en la fachada de las escuelas de la plaza de San Antonio. Junto a la pancarta había sido colocado un paquete simulando un artefacto. Los artificieros de la Policía cortaron el tráfico y, tras disparar repetidas veces contra el envoltorio, lo hicieron detonar para retirar la pancarta.

 

< Volver