Autor: Tell, Eduardo. 
 Según representantes de HB que han visitado Bélgica. 
 El problema de Euskadi pronto será europeo     
 
 Diario 16.    17/03/1980.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

El problema de Euskadi pronto será europeo

Según representantes de HB que han visitado Bélgica

Bruselas (EDUARDO TELL, corresponsal) — Francisco Letamendía, Txomin Ziluaga, Jon Idígoras y Josu Aizpurúa manifestaron ayer en Bruselas que la solidaridad con el pueblo vasco aumenta en la misma proporción en que pierde credibilidad la reforma política de Suárez.

Por otro lado -añadieron—, a medida que se aproxima la adhesión de España a la Comunidad Económica Europea, se observa un aumento de la sensibilidad comunitaria hacia el problema vasco.

«El problema vasco, predijeron, pronto será un problema europeo, con la consiguiente posibilidad de

contagio hacia las otras nacionalidades de Europa.»

Los cuatro representantes abertzales concluyeron ayer una visita a Bélgica que se inició el pasado miércoles tras afirmar que esperan regresar pronto, y anunciar su intención de desarrollar contactos a nivel europeo.

No identificaron a sus contactos

Los representantes abertzales no quisieron dar detalles sobre las numerosas personalidades entrevistadas «para evitar las presiones de que podrían ser objeto», pero insistieron en que se trataba sobre todo de líderes belgas y comunitarios socialistas.

Entre las personalidades necionalistas flamencas entrevistadas por la delegación de Herri Batasuna figuran, además de la ministro flamenca de Cultura, Lidia de Pauw, miembro del partido gubernamental CVP (socialcristianos), y del alcalde (socialista independiente! de Nieuwpoort, el diputado belga Walter Luyten y el europeo Maurits Coppieters, ambos del partido nacionalista flamenco Volksunie (Pueblo Unido).

Walter Luyten, de cuarenta y cinco años de edad, diputado suplente de la Volksunie desde 1968 y redactor de la revista de dicho partido «Wij» («Nosotros»), ha estado varias veces en el País Vasco. Durante el proceso de Burgos se desplazó a Bayona para solidarizarse con los huelguistas vascos del hambre, encerrados en la catedral de dicha localidad vasco-francesa. El martes de la pasada semana compareció ante un tribunal de Bruselas, procesado en virtud de una ley que prohibe la perturbación de los trabajos parlamentarios. En efecto, Walter Luyten, «obedeciendo a una fuerza irresistible», gritó en plena Cámara: «Bélgica, que reviente».

 

< Volver