Dos atentados mortales en el País Vasco     
 
 Diario 16.    25/03/1980.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Dos atentados mortales en el País Vasco

Bilbao (Corresponsal) — El propietario de una relojería, Dámaso Sánchez, fue ametrallado y muerto en la localidad vizcaína de Durango a las 8,30 de la tarde de ayer cuando se encontraba frente a la puerta de su establecimiento.

El ametrallamiento se realizó desde un vehículo en marcha justo a la altura del número 6 de la calle Santa María, en pleno centro de Durango, lugar donde está situada la relojería «Dasan, propiedad de la víctima del atentado.

Tras el ametrallamiento, que produjo la muerte instantánea del relojero, el vehículo un Seat 131, matrícula de Santander, tomó la dirección de la carretera de Vitoria, que atraviesa el centro de la localidad, perdiéndose posteriormente la pista del mismo. En el lugar de los hechos fueron encontrados 5 cartuchos marca Cébelo.

Dámaso Sánchez, de cuarenta años, casado y con varios hijos, había sido amenazado por ETA, según aseguraron a DIARIO 16 varios vecinos de Durango.

El cadáver del relojero

durangués quedó tendido en la calzada hasta que la autoridad judicial ordenó su levantamiento y traslado al depósito municipal. • Asesinado en Escoriaza — José Arcedo Quiles, de cuarenta y dos años, soltero, natural de Almería, resultó muerto sobre las nueve y media de esta noche en Escoriaza (Guipúzcoa), a causa de los disparos que le hicieron dos jóvenes encapuchados.

José Arcedo se disponia, al parecer, a entrar en su propio vehículo cuando ocurrió el atentado.

 

< Volver