En memoria de los soldados vascos de la guerra civil. 
 Garaicoechea presidió en Loyola los actos del "Gudari Eguna"     
 
 ABC.    02/06/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

MARTES 2-6-81

En memoria de los soldados vascos de la guerra civil

Garaícoechea presidió en Luyóla los actos del «Gudari Eguna»

VITORIA (corresponsal). Coincidiendo con la celebración en toda España del Día de las Fuerzas Armadas se celebró el domingo en la explanada del santuario guipuzcoano de Loyola el «Gudari Eguna» (Día del Soldado Vasco), del que fueron protagonistas varios millares de antiguos combatientes que constituyeron los batallones que, durante la guerra civil, fueron movilizados por el Gobierno de Euskadi. Dos líderes nacionalistas, Carlos Garaicoechea y Javier Arzallus, participaron de un modo decidido en la conmemoración, junto al que fue presidente del Gobierno vasco en el exilio, el «lendakari» Leizaola.

«Vosotros —les dijo el presidente Garaicoechea a jos antiguos "gudaris"— no sois el recuerdo, sino la antorcha viva que ilumina a este pueblo, y nada ni nadie nos hará arrojar la antorcha, y ni siquiera permitiremos que se vaya extinguiendo lentamente.»

Añadió Garaicoechea que «las metas que señalaron nuestros "gudaris" son ahora las nuestras», y recordó que la política que él dirige desde el palacio de Ajuria-Enea es la continuación de la que fue iniciada por Sabino Arana, el gran impulsor del nacionalismo vasco.

Por su parte, el presidente del Partido Nacionalista, señor Arzallus, indicó en el mitin, textualmente: «No hemos venido aquí contra nadie. Hemos venido aquí en favor de nuestro pueblo y a recordar a nuestros "gudaris". La sangre de aquéllos y vuestros trabajos han traído la primavera a Euskadi.»

También intervino el senador del PNV Joseba Elósegui, quien hizo votos por la paz en este territorio, y dijo que ellos no quedan «formar grupos paramilitares ni grupos políticos, y tampoco pretendemos ser un grupo golpista».

Por último, el diputado Bujanda recordó el significado que tiene Loyola para la historia de los «gudaris» «De aquí —precisó— salió San Ignacio de Loyola, el batallón Loyola y se formó también aquí el "Eusko Gudarostea" (Ejército vasco).»

Tras la celebración del acto político tuvo lugar una fiesta en la explanada situada detrás de la basílica y, hacia las dos de la tarde, se organizó en diferentes restaurantes una comida de hermandad.

Al comienzo de los actos del «Gudari Eguna», el «lendakari» izó a media asta la «ikurriña», colocando, como homenaje a los soldados vascos caídos, una corona de laurel y rosas junto al mástil. Tras ser cantado el «Eusko Gudariak», himno de tos combatientes del Gobierno de Euskadi, hubo una misa en la basílica de Loyola.

 

< Volver