Autor: Idoyaga, Juan Manuel (Periodista; Diario 16 (Bilbao)). 
 El líder de los "duros" no quiere nada con los nacionalistas. 
 Tueros: "No entraremos con el carnet en la boca"     
 
 Diario 16.    08/07/1981.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 11. 

8-juiio-81/Dtario18

El líder de los «duros» no quiere nada con los nacionalistas

Tueros: «No entraremos con el carnet en la boca»

La tradición de un Partido Comunista relanzado desde la noche del franquismo hasta el copo de CC OO, con un protagonismo fundamental para Tomás Tueros, no es un bagaje que los trabajadores comunistas de la margen izquierda de la ría bilbaína, de la gran siderurgia y los viejos cuadros de la clandestinidad, quiera echar al pozo convergente de esa Euskadiko Ezkerra que se perfila ya como una coalición en alza.

La política eurocomunista exige la utilización de plataformas políticas distintas a las clásicas del PCE-EPK y Tueros los acepta, pero no quiere que el PCE con su aparato se pueda sumergir en otro partido, más joven y de procedencia nacionalista.

«El PC de España, y yo lo he escuchado a Santiago Carrillo, ha apoyado y apoyará Ja disposición de convergencia o fusión con otras fuerzas políticas coincidentes en Euskadi. Esto está en línea con nuestra política eurocomunista. En este sentido está claro que una de las fuerzas que entra en este proceso de converergencia es EE, pero en lo que hay diferencias y puede haber contradicciones entre el PC de España y nuestro partido vasco es en los plazos y condiciones para esta convergencia.»

Preparados

«Estamos de acuerdo para preparar esa convergencia —señaló a DIARIO 16-. No nos asusta que mañana surja en Euskadi un partido revolucionario, de masas y eurocomunista e incluso aceptaríamos entonces que ese nuevo partido estudiara las nuevas relaciones que podría mantenerse con el PC de España. Pero no estamos de acuerdo, y esto se ha planteado mal en el PCE-EPK, en que la fusión con EE, como dicen algunos compañeros, esté a la vuelta de la esquina.»

«La mejor manera de preparar esta fusión es tener un Partido Comunista fuerte en Euskadi, con una gran unidad interna. Porque si alguno piensa que vamos a integrarnos en EE, como se dice, "con el carnet en la boca", para caer en manos de otra organización con la que todavía hay muchos puntos que nos separan, está equivocado.»

El problema puede surgir eu las posibles contradicciones que pudieran tener las resoluciones sobre federalismo de este X Congreso, con las que fueron adoptadas en enero por el PCE-EPK.

Un todo con oí PCE

«Algunos piensan que el tema organizativo de la federalización hay que llevarlo hasta las últimas consecuencias, hasta la independencia con respecto al PCE. Nosotros estamos de acuerdo en que hay que adaptar el partido al nuevo modelo de Estado autonómico. Pero si por federalización se entiende una federación de partidos independientes donde el PCE no sea más que un mero coordinador, yo estaré en contra, porque pensamos que las organizaciones de nacionalidad y región tienen que ser parte integrante del PC de España».

Tueros espera que «no habrá contradicciones en el tema de alianzas, donde se reconoce al EPK su autonomía para establecerlas en territorio vasco, pero podrían surgir en el tema de la organización´ federal y, entonces, los comunistas vascos tendríamos que resolverlo».

Incluso en la renovación de cargos, Tueros estima que «todo el partido está por la renovación, pero no hay que confundirlo con el cambio de dirección para hacer una política distinta. Tiene que existir continuación dentro del partido».

 

< Volver