Fraga: Herri Batasuna debe ser ilegalizada de inmediato  :   
 Llamamiento a las fuerzas políticas para resolver el problema vasco. 
 ABC.    29/07/1983.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

Fraga: Herri Batasuna debe ser ilegalizada de inmediato

Llamamiento a las fuerzas políticas para resolver el problema vasco

Madrid

«Parece llegado el momento de que la Fiscalía General del Estado tome las medidas precisas para que, en aplicación de la Ley, los Tribunales puedan colocar fuera de ella a quienes sistemática y explícitamente la violan, como es el caso de Herri Batasuna.» Con estas palabras Manuel fraga Iribarne, presidente de Alianza Popular, ha pedido la ¡legalización de HB, «ante la campaña sistemática contra la bandera nacional» llevada a cabo por esta Coalición.

Manuel Fraga, en una de sus primeras declaraciones institucionales como jefe de la oposición, ha hecho un llamamiento a todas las fuerzas políticas para que «contribuyan a resolver la grave situación del País Vasco por medios pacíficos».

Al referirse a la campana sistemática de HB contra la bandera nacional, «símbolo de todos los españoles, que tienen el deber de defenderla», el líder de ía oposición ha señalado que «tal actitud agresiva, como la manifestada en Tolosa y Rentería, ha sido secundada por concejales pertenecientes al Partido Nacionalista Vasco, y las declaraciones de aquella coalición han sido también agravadas por un conocido portavoz de Euskadiko Ezkerra, que compara las banderas con simples trapos».

Fraga añade que «tales agresiones se realizan con desprecio consciente al artículo cuarto de la Constitución española y a la ley del 28 de octubre de 1981, que lo desarrolló y fijó el modo de exhibición de las banderas de España y de cada Comunidad autónoma en los edificios públicos, incluidos los Ayuntamientos».

Recuerda el líder de la oposición que «la tensión actual arranca de la discrepancia surgida entre el Gobierno de la nación española (socialista) y el Gobierno de la Comunidad Autónoma del País Vasco (PNV) en e( mes de mayo, al surgir controvertidas interpretaciones del Estatuto de la Comunidad».

«EL PNV —dijo Fraga— utiliza el fantasma de la paralización del desarrollo autonómico y amenaza con considerar inválido el Estatuto de autonomía. Por su parte, HB traía de compensar con excitación callejera la pérdida de votos con la que fue*castigada en las últimas elecciones municipales.» En estas condiciones la ausencia de las banderas nacional, regional y local en las Casas Consistoriales vascas «constituye una nueva falta de respeto a la Constitución y a la Ley», en opinión del ¡efe de la oposición.

Al comentar la dectaraoión hecha pública ayer por el Gobierno vasco, Fraga dice que, a pesar de que «contiene por primera vez algunos elementos positivos que deben ser aplaudidos, no es posible olvidar los aspectos negativos de la conducta seguida por este Gobierno, en cuya sede, así como en la residencia de su presidente, continúa sin ondear la bandera de España. Otro tanto ocurre en el Parlamento vasco. Ese Gobierno regional y el partido que (o sostiene nunca han contribuido a la "asunción real, emocional y popular" de fas distintas enseñas que la Constitución y el Estatuto vasco reconocen, y atentan contra la Ley, que dicen respetar, al considerar a España como un Estado plurinacional, en contra de lo establecido en el artículo segundo de la Constitución española».

«Estos dramáticos episodios —según Manuel Fraga— surgen "en un clima general de violencia y empobrecimiento oel País Vasco". Varios centenares de víctimas del terrorismo, asesinadas fría y calculadamente en pocos años, prueban la finalidad de quienes encuentran siempre voces y partidos para expresar, pública y políticamente, el odio contra los custodios de la paz y contra simples ciudadanos, sólo culpables de ser buenos españoles. Por otra parte, el terrorismo incide en et deterioro de ía situación económica en el País Vasco al obligar al empresario al pago de cuantiosas extorsiones y al paralizar cualquier inversión, como ha ocurrido y sigue ocurriendo ante la debilidad de los sucesivos Gobiernos de UCD y del Partido Socialista.»

Manuel Fraga ha realizado una «llamada de esperanza a todo el pueblo vasco», porque «no es posible que sigamos por un camino de violencia donde está el germen de una guerra civil que los españoles todos estamos en la obligación de impedir». Para el líder de la oposición la consecución de una autonomía muy superior a la «nunca soñada» por los nacionalistas vascos y la defensa sincera de los derechos de tos tres territorios históricos integrados en la nueva Comunidad autónoma «constituyen muy elevadas cotas de autogobierno, que han de ser siempre compatibles con la unidad de España, a la que, durante siglos, han contribuido los vascos de manera gloriosa».(Más información en pág. 19.)

 

< Volver