Autor: Idoyaga, Juan Manuel (Periodista; Diario 16 (Bilbao)). 
 No cesará el chantaje económico. 
 La tragedia del País Vasco no cambiará la estrategia política     
 
 Diario 16.    07/09/1983.  Página: 8. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

No cesará el chantaje económico

La tragedia del País Vasco no cambiará la estrategia de FÍA

Bilbao:

Juan Manuel IDOYAGA,

corresponsal

La tragedia vivida estas últimas semanas en el País Vasco no hará variar la estrategia de ETA, según se ha podido conocer, en círculos abertzales conocedores de las posturas de aquella organización, que aseguran además que «la valoración que ETA hace de la nueva situación económica que padece el País Vasco podría influir en los procedimientos para el cobro del llamado impuesto revolucionario, pero no para las aspiraciones políticas, que siguen manteniéndose inalterables».

Algunos políticos vascos habían expresado su esperanza de que la nueva situación, tras la tragedia, podría influir en un cese de la violencia por parte de ETA. Sobre todo después de un verano relativamente tranquilo y que algunos analistas políticos habían interpretado como «un éxito policial contra la infraestructura etarra» y otros como «un síntoma de rivalidades internas».

Infraestructura

Sin embargo, las mismas fuentes abertzales con las que ha podido conectar Diario 16 insisten en que «ETA no ha sufrido menoscabo importante en su infraestructura y el descenso de violencia que se ha apreciado en los meses estivales se debe exclusivamente a lo que en el argot de ETA se denomina una tregua técnica, es decir, el periodo, de preparación de una nueva campaña para el otoño».

Lo cierto es que el reinicio de actividad por parte de ETA (m) en Pamplona, atacando instalaciones de la Universidad de Navarra y otros establecimientos próximos al Opus Dei, y el atentado registrado ayer en Hernani, que no ha sido reivindicado aún, pero que bien pudiera tener relación con esta organización, parecen apoyar las noticias filtradas por los sectores abertzales.

En todo caso los importantes daños sufridos por la industria vasca en las últimas inundaciones podrían modificar algunos de los objetivos que, sobre todo, en el tema de secuestros habrían proyectado las distintas ramas de ETA actualmente existentes.

Entre tanto tampoco parece haber variado la valoración de los etarras con respecto a las Fuerzas Armadas o de Seguridad. Para las fuentes contactadas por Diario 16, «la campaña de re valorización de los apoyos del Ejército y Fuerzas de Seguridad en el proceso de rescate y limpieza de la riada ha sido demasiado evidente. Por e! contrario, se han silenciado otros temas de la actuación de estos Cuerpos de Seguridad que no les son tan favorables y que irán saliendo a la luz pública paulatinamente».

Finalmente, y con respecto a las voces que se han apreciado entre comentaristas políticos del Estado en el sentido de que «habría que aprovechar esta situación para establecer una interlocución con los que practican la violencia y restablecer la paz en el País Vasco», las mismas fuentes han insistido en que «la oferta de paz ya está formulada por parte de ETA con aceptación de la alternativa KAS y la negociación pública, hace falta que la acepte el Gobierno central».

 

< Volver