El capitán general de Burgos habla de Ejército durante las inundaciones. 
 "Hay que compatibilizar la unidad con las aspiraciones autonómicas"     
 
 Diario 16.    13/09/1983.  Páginas: 1. Párrafos: 11. 

NACIONAL

13septiembre-83/Diario 16

El capitán general de Burgos habla del Ejército durante las inundaciones

«Hoy que compotibilizor la unidad con las aspiraciones autonómicas»

El teniente general Juan Vicente Izquierdo, capitán general de la VII Región Militar, aseguró ayer que el comportamiento del Ejército durante las trágicas inundaciones del País Vasco se había demostrado en la calle. En cuanto al Estado autonómico manifestó que hay que compatibilizar la unidad nacional con las aspiraciones autonómicas. «Marchar hacia adelante, que no es huir hacia adelante.»

Vitoria — «El tema autonómico debe encontrar soluciones acordes con la suprema unidad nacional, a la vez que con las aspiraciones autonómicas.»

Así se expresó ayer el capitán general de la VI Región Militar, Juan Vicente Izquierdo, en el transcurso de unas declaraciones concedidas a Efe con motivo de la actuación de las Fuerzas Armadas durante las últimas inundaciones.

En sus declaraciones, el teniente general Juan Vicente Izquierdo — burgalés de nacimiento y con mando en esa Capitanía General desde el pasado 9 de marzo— se mostró muy satisfecho de las relaciones Ejército-sociedad vasca, y afirmó que todo lo sucedido en los últimos días puede contribuir a la pacificación del País Vasco.

«Lo peor de esta catástrofe —afirmó el capitán general— es que se ha producido, y ninguna circunstancia positiva puede neutralizar el dolor de la pérdida de vidas y la ruina material de tantas economías. Con este coste inicial, es impensable que el buen sentido, la compenetración en la desgracia dejen de prolongarse en el tiempo.»

Soluciones

«La conducta futura de todos —dijo— deberá reflejarse en esta dirección de mutua colaboración y respeto. Quien no esté dispuesto a favorecer esta pacificación, merecerá el desprecio de todos los españoles, vascos y no vascos.»

En relación con algunas críticas recibidas por el Ejército, desde algunos sectores de la sociedad vasca, en el transcurso de las inundaciones, dijo que procedían de quienes apoyan, logística e ideológicamente, al terrorismo, «con el aporte ocasional de algún órgano de expresión más obligado a la moderación y al equilibrio, pero el comportamiento militar ha podido ser juzgado por todos en la calle», Sobre la denominada «guerra de las banderas», el capitán general señaló que «aquellos lamentables episodios parecen quedar a años luz en el tiempo y en la distancia. Todos debemos procurar que sea así y que no se repitan. Cultivemos lo que nos es común y, primordialmente, los símbolos.

Respeto

No se quiso pronunciar en torno a la reciente sentencia del Tribunal Constitucional sobre la LOAPA «al ser un problema de carácter político y jurídico», pero sí afirmó con rotundidad que no hubo presiones militares para la elaboración de esa ley: «Lo que todos deseamos —dijo— es que el tema autonómico encuentre soluciones acordes con la suprema unidad nacional, a la vez que con las aspiraciones autonómicas: marchar hacia adelante, que no es huir hacia adelante.»

A la hora de pronunciarse sobre el «problema vasco» y el fenómeno terrorista, el teniente general Vicente Izquierdo dijo que «no han sido pocos los teóricos optimistas que ven en las vertientes policial, política, de autoridad, o en uno solo de esos campos, el camino del éxito», y añadió que en la base de la adopción de cualquier tipo de medidas tiene que estar la firme voluntad de la sociedad vasca por aislar el fenómeno terrorista.

 

< Volver