Autor: López, José Francisco. 
 Descubimientos de "pisos francos", archivos y detención de "correos" de la organización terrorista. 
 Bélgica se convierte en otro "santuario" de ETA     
 
 El Alcázar.    27/11/1983.  Página: 11. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

EL ALCÁZAR / 27 noviembre 1 983

nacional

Descubrimiento de «pisos francos», archivos y detenciçón de «correos» de la organización terrorista

Bélgica se convierte en otro «santuario» de ETA

• La Policía de este país cree que los etarras almacenan sus armas y municiones y planean atentados

Bruselas (Servicio especial de José Francisco López).—La Policía belga está avanzando a pasos gigantescos en la «filial» particularmente flamenca de la organización separatista vasca ETA. Las investigaciones se llevan a cabo en el más absoluto de los secretos, pero el descubrimiento en la Ciudad Universitaria de Lovaina de varios pisos —y no uno sólo— «francos» habitados por estudiantes integrados en la infraestructura de apoyo a ETA, está poniendo de relieve a las Fuerzas de Seguridad de este país que los independentistas vascos disponen de una bien estructurada red de apoyos de todo tipo, sobre todo en medios estudiantiles y nacionalistas flamencos. Los gendarmes tienen en su poder documentos de ETA político-militar con listas de militantes «activos».

Como en su día anunció este diario, la Policía belga está absolutamente convencida de que ETA ha «elegido» Bélgica como territorio de aprovisionamiento en armas y municiones, y base de «reposo» para planear sus acciones terroristas. Para ello, los vascos estarían utilizando sus lazos con ciertos medios flamencos. Las pruebas no faltan en estos últimos días para confortar un sentimiento vivo en la Policía de este país desde hace varios años: detención de tres «correos», Josu Ormaza, Carlos

López y Joseba Arteche, que siguen en prisión y de un belga que portaba dinero etarra de un secuestro. Y ahora los «pisos francos» en Lovaina.

Las brigadas de información de Amberes y Lovaina iban detrás de ciertos medios estudiantiles, desde hacía varias semanas. Según fuentes oficiosas de la Policía «la documentación descubierta en Lovaina es extremadamente importante». Sin embargo, no es la primera vez que se descubren lazos estrechos entre los separatistas vascos y medios universitarios lovanistas. En los años 70 estudiantes simpatizantes de ETA «perdían» su carnet de identidad, que remitían a miembros de la organización. ETA ha buscado siempre —y obtenido-- contactos en Bélgica. Curiosamente, los vascos se han dirigido a medios extremistas flamencos. La Policía belga sabe perfectamente que periódicamente hay «entrevistas» entre miembros del «vmo» (extremistas) y de la Volksu Nie (nacionalistas flamencos).

 

< Volver