Enérgica condena del atentado     
 
 El País.    01/10/1980.  Página: 15. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

Enérgica condena del atentado

El gabinete de Prensa de Unión de Centro Democrático (UCD) hizo público un comunicado en el que expresaba «su profunda repulsa y consternación por este nuevo atentado, que sólo se explica en función del odio y del más salvaje desprecio hacia la vida humana». UCD decía que «la trayectoria personal de José Ignacio Ustarán ha sido la de un hombre que creyó en la concordia, el entendimiento y la paz como única vía de solución a los graves problemas del País Vasco».

La corporación municipal vitoriana se reunió ayer, a la una de la tarde, en sesión extraordinaria y urgente, y acordó «condenar con toda firmeza el asesinato..., y con la misma energía, todos los asesinatos y actos de violencia que se están produciendo en nuestro pueblo». En la sesión no estaban presentes los tres concejales independientes apoyados por Herri Batasuna. El alcalde, José Ángel Cuerda, del PNV, afirmó tajantemente en el desarrollo de la reunión, que estuvo llena de emoción y tensión, que «cualquier persona que no condene el terrorismo es terrorista».

Jaime Mayor Oreja, secretario general de UCD del País Vasco, afirmó que «nosotros vamos a seguir firmes en nuestras ideas», mientras el secretario general ucedista, Rafael Calvo Ortega, decía en la capilla ardiente que «es un golpe tremendo y un asesinato incalificable». Jesús Viana, presidente de la UCD vasca, opinó que «esto es un ataque frontal contra nuestra gente».

El presidente del Parlamento vasco, Juan José Pujana, del PNV, calificó ta muerte de Ustarán de «acto vandálico» y «asesinato que todo demócrata tiene que repudiar». El diputado del PNV por Álava, Joseba Azkárraga, afirmó que «la triste muerte de José Ignacio debe de significar para todo el pueblo vasco la clarificación de lo que es y representa una organización que se presenta como la salvadora de Euskadi».

Emilio Guevara, diputado general de Álava y portavoz nacionalista en el Parlamento vasco, dijo que «es una estrategia que no tiene ningún sentido y ninguna justificación». El presidente del Gobierno vasco, Carlos Garaikoetxea, visitó la capilla ardiente

El PSOE y el PCE de Alava condenaron el atentado en sendos comunicados.

Juan María Bandrés, diputado de Euskadiko Ezkerra, reprobó la muerte de Ustarán «a título personal, aunque estoy absolutamente disconforme con la errónea política de UCD en Euskadi».

 

< Volver