Para el PSOE. 
 El atentado contra Fernando González, obra de "aficionados"     
 
 ABC.    14/11/1979.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

PARA EL PSOE EL ATENTADO CONTRA FERNANDO GONZÁLEZ, OBRA DE «AFICIONADOS»

El periodista relató ayer a la Policía las circunstancias en que se produjo el hecho

El periodista Fernando González acompañado del redactor jefe de «El Socialistas, presentó denuncia el lunes por la noche en la Comisaría de Chamberi del atentado frustrado del que fue objeto en las proximidades de la glorieta de Cuatro Cánamos.

Fernando González declaró a la Policía que había salido de la Redacción de «El Socialista» a las 21,45 horas junto con dos compañeros. Después de tomar una consumición en un bar, les acompañó hasta la glorieta de Cuatro Caminos. Luego volvió a la Redacción del semanario, en la calle García Morato.

Poco antes de llegar, cuando iba por Bravo Murillo, a la altura del número 191. observó que se acercaba un coche, al parecer un Seat 324 azul e instintivament se tiró al suelo y creyó escuchar cuatro tiros. Quedó tumbado en el suelo unos treinta segundos y al levantarse pidió socorro, sin que nadie le atendiera.

Ante estas circunstancias tomó un taxi y se fue a su casa. Femando González cree haber visto en el coche al conductor y detrás 3 otra persona y supone eme junto al primero había un tercer individuo.

Poco después de estos hechos se tuvo conocimiento en «El Socialista» de las llamadas telefónicas efectuadas en nombre de ETA a diversos medios informativos. Inmediatamente compañeros de la Redacción se pusieron en contacto con su casa y más tarde Fernando González volvió al semanario, donde relató lo ocurrido.

Además de las llamadas telefónicas mencionadas se produjeron otras similares en los domicilios fie los dirigentes socialistas señores Bofill y Galeote. En medios del PSOE se duda de la autenticidad de estas llamadas, en las que ETA se atribuyó el atentado.

Parece más bien, declaró un portavoz del PSOE, la obra de «aficionados», destinada a «crear más confusión y hacer subir la tensión política del país».

 

< Volver