Bandrés acusa al Gobierno de complicidad con la tortura     
 
 Diario 16.    05/11/1979.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 13. 

Diario 16/5-noviembre-79

NACIONAL

Bandrés acusa al Gobierno de complicidad con la tortura.

El diputado de Euskadiko Ezkerra, Juan María Bandrés, y el secretario de Estado para la Información, Josep Meliá, se encuentran enfrentados a raíz de la presentación por aquél de un «dossier» con testimonios de presuntas torturas practicadas por la Guardia Civil y la Policía de San Sebastián y el desmentido rotundo del Gobierno.

Bandrés, en su réplica, acusa al Gobierno, que ha pasado los informes al fiscal, de complicidad con la tortura. A la denuncia del diputado abertzale se ha unido la realizada en el Parlamento Foral navarro por el portavoz del PNV, Manuel de Irujo, citando casos que se produjeron en la Comisaría de Policía de Pamplona.

San Sebastián (Corresponsal) — El Gobierno se hace cómplice y encubridor de las torturas, dijo el diputado de Euskadiko Ezquerra, Juan María Bandrés, al conocer el desmentido oficial de las supuestas torturas a detenidos vascos, denunciadas recientemente por el parlamentario.

«Meliá miente, como mintió Martín Villa», agregó Bandrés al tener noticia de la respuesta oficial del Gobierno dada por el secretario de Estado para la Información, Josep Meliá, en la rueda de prensa celebrada en la Moncloa el pasado viernes, al término del último Consejo de Ministros.

El diputado de Euskadiko Ezkerra, en el transcurso de una rueda de prensa mantenida el pasado sábado en San Sebastián, indicó que había entregado personalmente al ministro del Interior, Antonio Ibáñez Freiré, pruebas e información de las presuntas torturas a que supuestamente habrían sido sometidos algunos detenidos vascos.

Bandrés manifestó que a lo largo de su vida profesional dedicada a la defensa de los presos, nunca se había encontrado con pruebas tan contundentes como las que había presentado recientemente al ministro del Interior. Asimismo, señaló estar en disposición de «seguir denunciando con la misma fuerza que hasta ahora las torturas a las que son sometidos nuestros presos».

Más adelante dijo que «con esta actitud el Gobierno se ha puesto a favor de los torturadores y el que se hace cómplice o encubridor de la tortura se coloca en el campo de la delincuencia, trabaja contra la democracia y contra los derechos más elementales de las personas:

El diputado por Euskadiko Ezquerra expresó a continuación que tanto él como la coalición que representa están dispuestos a llegar hasta el total esclarecimiento del tema y es probable que se dé comienzo a la elaboración de un «dossier» que contendrá, además de abundante material gráfico, diversas actas notariales con el fin de ponerlas a disposición de todos los parlamentarios para proveerles de suficientes elementos de juicio antes de pronunciarse sobre «las torturas que se practican en Euskadi».

Finalmente, indicó no tener intención de presentar una interpelación al Gobierno, dado que en ese supuesto lo único que conseguiría sería una contestación oficial del partido que ostenta el poder, si bien «estoy dispuesto a utilizar el reglamento con el fin de conseguir que se plantee un debate en el que se pronuncien todos los representantes de todas las fuerzas políticas».

También en Pamplona

Causaron gran revuelo y polémica las denuncias del portavoz del PNV en el Parlamento Foral navarro, Manuel de Irujo (ex ministro de la República), junto con los representantes de los Amayur (grupo abertzale del Parlamento Foral), formuladas el pasado fin de semana sobre la práctica de presuntas torturas a detenidos por la Policía en Pamplona, según informa nuestro corresponsal.

En la discusión que suscitó el tema en la última reunión de la junta de portavoces y mesa interina del Parlamento Foral, Gabriel Urralburu, secretario del PSOE en Navarra, se mostró partidario de condenar toda tortura «aunque los torturados sean quienes asesinan a compañeros socialistas».

En este sentido, respondiendo al representante del grupo abertzale, Amayur, que insistía repetidas veces en que aún no se ha condenado «al matador de los sucesos de Tudela», el portavoz socialista dijo que «se meta en la cárcel a la gente que grita ETA mátalos y ETA más metralletas, porque algún día los tiros de esas metralletas pueden ir dirigidos contra mí».

Urrea, por parte del PNV indicó: «posiblemente en ciertos ambientes, se habla de estós temas, pero también se dice que HB apoya a ETA y no quiero calumniar ni ofender a nadie. Si esto fuera evidente, si gente de ETA estuviera en HB, o si en la Comisaría de Pamplona se torturara, hay un deber cívico de dar toda la información al respecto y presentarla ante los Tribunales de Justicia».

Por último, Arbeloa, presidente socialista del Parlamento Foral puntualizó que «algún día el Parlamento Foral tendrá que ocuparse del otro lado de la moneda, del gran número de familias que han tenido que abandonar sus hogares e irse a vivir a otras partes ante las amenazas de ETA».

 

< Volver