El diputado centrista, bajo obsevación médica. 
 Suárez niega pactos con ETA en el caso de Rupérez     
 
 Diario 16.    13/12/1979.  Página: 1. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Diario16

EDICIÓN

Año IV - Núm. 1.000

MADRID, JUEVES 13 DICIEMBRE 1979

MADRID

20 pesetas

El diputado centrista, bajo observación médica Suárez niega pactos con ETA en el caso Rupérez

El presidente del Gobierno, Adolfo Suárez, manifestó ayer a DIARIO 16 que el Gobierno no ha negociado con ETA (p-m) la liberación del diputado centrista y secretario de relaciones internacionales de UGD, Javier Rupérez.

Madrid — En fuentes próximas a la Presidencia del Gobierno se enjuiciaba el desenlace de este largo secuestro, asegurando que la organización terrorista no ha conseguido ninguna victoria política, excepto la imagen de la liberación de Rupérez sin producirle ningún daño.

Por su parte, el ministro de Justicia, Iñigo Cavero, en declaraciones a este periódico, salió al paso de las afirmaciones arrancadas a Javier Rupérez en su cautiverio por ETA (p-m), reafirmándose en la negativa del Gobierno a conceder medidas de gracia a los presos etarras.

Juan María Bandrés, diputado de Euskadiko Ezkerra, coalición próxima a los presupuestos ideológicos de ETA (p-m), hacía ayer público su agradecimiento a dicha organización terrorista por haber liberado a Rupérez, estimando que con ello ese grupo ha demostrado su «madurez política».

El diputado centrista, que fue abandonado por sus secuestradores a primaras horas de La mañana de ayer en la carretera Madrid-Irún, a las afueras de Burgos, departió durante dos horas con el presidente del Gobierno en el palacio de la Moncloa.

Posteriormente, Javier Rupérez fue internado en la madrileña clínica Puerta de Hierro para someterse a una minuciosa observación médica y guardar veinticuatro horas de descanso. El parte facilitado por los facultativos que le atienden indica que su estado de salud es absolutamente normal.

Todas las fuerzas políticas y sociales del país hicieron públicas manifestaciones de alegría por la liberación sin ningún daño físico de Javier Rupérez.

Págs. 2, 3, 4, 5 y 6

 

< Volver