Autor: Suárez Alba, Alberto. 
 Desestimado el recurso presentado por los socialistas. 
 Parlamento vasco: se sigue exigiendo el "euskera" a los candidatos ujieres     
 
 ABC.    27/11/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

NACIONAL

Desestimado el recurso presentado por los socialistas

Parlamento vasco: So sigue exigiendo el «euskera» a los candidatos a ujieres

VITORIA (Alberto Suárez Alba, corresponsal). A pesar de una razonable protesta socialista, materializada en un recurso que llegó a la Cámara, la Mesa del Parlamento vasco ha decidido que prosigan los ejercicios correspondientes a la convocatoria de siete plazas de ujieres del mismo, convocatoria en la que, junto a otras irregularidades legas, es valorado injustamente el conocimiento del «euskera».

Con esta decisión, parece como si la mayoría nacionalista en la Cámara autónoma quisiera darles la razón a quienes piensan que el PNV se encuentra decidido a establecer fronteras entre dos clases de vascos. En editoriales periodísticos estos días se ha llegado a escribir que se ha iniciado una dinámica artificial, forzada e injusta, de mimetización de lo vasco con lo nacionalista, «y tal dinámica nos está llevando al enfrentamiento, a la creación monstruosa de dos comunidades en este país enfrentadas e irritadas entre sí».

DISCRIMINACIÓN. La respuesta socialista es clara: Nadie, de acuerdo con el artículo 6 del Estatuto de autonomía, puede ser discriminado en Euskadi en razón de la lengua. El secretario general del PSOE, José María Benegas, iba el último domingo incluso más allá, tal y como recogió ABC: «El Gobierno vasco se está convirtiendo en un instrumento al servicio de una ideología, no en un instrumento que solucione los problemas de los ciudadanos. Para poder trabajar comienza a hacer falta el carné del partido en el Gobierno.»

Dejando aparte ese evidente favoritismo hacia los militantes y simpatizantes del PNV, que puede ser comprobado a diario en las instituciones de la comunidad autónoma

—Álava, de hecho, como provincia menos nacionalista de las tres vascas, y como mucho menos vascohablante, se siente menospreciada también a diario, al comprobar cómo los puestos de trabajo, y no digamos los de libre designación, son siempre ocupados por una clara mayoría de peneuvistas de Guipúzcoa y Vizcaya—, los simples conocimientos del «euskera» son valorados de ordinario espectacularmente, como ahora ha ocurrido en el caso de las siete plazas de ujieres del Parlamento.

En nombre de su partido, un diputado foral socialista alavés presentó recurso ante la Mesa de la Cámara contra la resolución por la que fue convocada oposición libre para las mismas, impugnando, por defectos formales, dicha convocatoria.

Entre los temas recusados por el Partido Socialista de Euskadi figura la base séptima, que fija, entre la relación de méritos que son tenidos en cuenta a la hora de otorgar las plazas, el conocimiento del «euskera» y el de algún oficio. «La ponderación como mérito del dominio de algún oficio —dice el PSE— nos parece adecuada a la función de ujier, que exigirá, sin duda, velar por el correcto funcionamiento de los servicios del edificio del Parlamento. Ahora bien, nos parece rechazable la ponderación que se hace del conocimiento del "euskera".»

 

< Volver