Conferencia de don Antonio Garrigues en el Ateneo     
 
 ABC.    12/04/1960.  Página: 60. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

Conferencia de don Antonio Garrígues en el Ateneo

Don Antonio Garrigues ha pronunciado en el Ateneo de Madrid, y dentro del cursillo "El hombre en la

sociedad de masas", una interesante conferencia sobre el tema "La estructura de las empresas humanas".

Analizó el Sr. Garrigues el concepto de empresa humana afirmando que no es una creación artificiosa,

sino una forma real de vida llegada a la condición social del hombre.

Todas las empresas humanas, de cualquier naturaleza: religiosas, políticas, militares, económicas, tienen

la misma estructura. No se puede tocar esa estructura sin respetar la naturaleza real de la empresa.

La empresa es una acción creadora, es un dar vida, dar el ser., dar realidad a alguna idea, algún propósito,

algún proyecto. Es un hacer o. un´quehacer, pero un hacer o un quehacer político o comunitario; eso es un

arte del arte de conjuntar personas o cosas para la realización de un objetivo tie carácter social.

La empresa — añadió — es una creación continua. El problema de la continuidad es esencial a la

naturaleza de la empresa. Una empresa sin continuidad, • sin la necesaria continuidad en relación con su

objetivo o finalidad; es una empresa frustrada.

Luego, estudiando la constitución de la empresa, dijo que ésta tiene una estructura personal y otra

material. Desde el punto de vista de Ia~personal hay que distinguir la persona o personas que se

consagran a la empresa misma de los que sólo son participantes de la empresa, los que siguen o secundan

a los primeros. Esta diferenciación interna de la empresa no se puede tocar, porque´es inherente a la

empresa misma, lo que sí hay que. asegurar, en cambio, es la comunicación entre estos dos grupos para

que funcione´ un sistema selectivo, cuyo buen funcionamiento es también´ esencial a la vida de la

empresa.

La estructura material la dan los medios materiales que cada empresa necesita para desarrollarse y

perfeccionarse; pero la empresa no son los medios, la comunidad política no es la empresa política ni el

servicio militar obligatorio es la empresa militar, ni el capital es la empresa económica.

Es asimismo esencial al concepto de empresa el concepto d-í responsabilidad. Esta responsabilidad no

sólo es la responsabilidad interna entre los elementos de la empresa, sino que puede darse también una

responsabilidad por la acción trascendente de la empresa; esto lleva el concepto de empresa pública, que

es un concepto clave de los tiempos actuales.

Finalmente—terminó el -Sr. Garrigues—, la empresa requiere unidad; la empresa pue-. de ser grande,

pequeña, buena- o mala, pero lo que no puede ser son dos empresas.

 

< Volver