Autor: Sáenz-Díez, Margarita. 
   Barcelona: Más de doscientos mil mayores de ventiún años, mal censados     
 
 Informaciones.     Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Barcelona: Más de doscientos mil mayores de veintiún años, mal censados

Por Margarita SAENZ-DIEZ

BARCELONA, 18.—Más de doscientos mil barceloneses mayores de veintiún años se encuentran mal censados. Si a ello añadimos las lagunas que pueden producirse a la hora de censar a los que han cumplido dieciocho años —caso de que así lo indique .la ley Electoral— se puede llegar a la conclusión de que un porcentaje Importante de habitantes de la Ciudad Condal podrían encontrarse con la desagradable sorpresa de que al acudir a depositar su papeleta en las próximas elecciones legislativas, ésta sea rechazada o b i e n posteriormente el voto se considere nulo.

Esta cuestión que había trascendido, en parte, a las páginas de la Prensa, fue planteada abiertamente ayer por el concejaí don Eduardo Tarragona, especialmente encargado por el nuevo alcalde, don José María Socías Humbert, de actualizar el censo electoral. La necesidad de esta actualización fue destacada por el antiguo secretario de la Organización Sindical en la misma toma de posesión como alcalde de la Ciudad Condal, a la vista de los numerosos problemas que surgieron cuando el referéndum y en la certeza de que a la credibilidad que se otorgue a las elecciones de mayo-junio no será ajena la perfección que se consiga en e! censo de los futuros electores.

"Esto pasa por haber estado cuarenta años sin elecciones", diría don Eduardo Tarragona, que se encuentra embarcado en ¡a difícil tarea de intentar conseguir algo prácticamente inalcanzable: que a finales de febrero estén incorporados al fichero de registro mecanizado todas las posibles rectificaciones. De expirar el plazo sin que se haya mejorado notablemente la situación, no se descarta aquí que el director general de Estadística acceda a la petición de prorrogar el plazo con carácter excepcional y para el municipio de Barcelona hasta el 31 de marzo.

En principio, cualquier barcelonés que en el día de hoy no haya recibido en su domicilio ´ una tarjeta en la que estén consignados los nombres y apellidos de los habitantes de las viviendas debe suponer que ha habido un error en su inscripción. Para subsanarlo hay dos caminos: o bien acudir a las respectivas Juntas municipales de distrito o rellenar una ficha que en teoría se mandará a todos los habitantes mayores de veintiún años antes del 5 de marzo. Para evitar desplazamientos a los ciudadanos que vivan en barrios periféricos, se ha previsto el acondicionamiento de dos camiones-"roulotte" que circulen cada dos días por diferentes distintos.

Así, pues, los medios puestos por e1 consistorio no son escasos, pero breve es el tiempo y notable la desinformación de los ciudadanos, cuya inmensa mayoría desconoce por completo la mecánica electoral.

 

< Volver