Declaración de Fernando Suárez. 
 Por primera vez desde hace muchos años se considera la procedencia del recurso a la huelga     
 
 ABC.    10/05/1975.  Página: 6-7. Páginas: 2. Párrafos: 13. 

DECLARACIÓN DE FERNANDO SUAREZ

POR PRIMERA VEZ DESDE HACE MUCHOS AÑOS SE CONSIDERA LA PROCEDENCIA DEL RECURSO A LA HUELGA

Previamente el ministro de Trabajo hizo una declaración en la que,, entre otras cosas, dijo:

Como sé que hay cierta expectación en materia de conflictos colectivos, yo me permitiría poner de relieve, antes de entrar en ese tema, un decreto igualmente importante, desde el punto de vista social y, además, muy esperado por un importante sector de españoles. Es el decreto que se refiere a la revalorizaeión de pensiones de la Seguridad Social. Ustedes saben que, desde nace muchos años, con motivo del primero de mayo, venía siendo tradicional la revalorizaeión de pensiones. Este año entra en vigor, con efecto, también desde primero de mayo. He retrasado algo la presentación del proyecto al Gobierno porque necesitaba, como es natural, calcular muy ponderadamente, el alcance de esa revalorización, agotar todas las posibilidades en beneficia de nuestros jubilados, y contar, muy claramente, con los recursos que iban a ser posibles aplicar a esta mejora.

No necesito decirles a ustedes, porque lo saben también como yo, que los pensionistas, como todos los perceptores de rentas fijas, son sectores sociales qae sufren con mayor intensidad que otros la devaluación, el aumento del coste de la vida, etc. En ese sentido y preocupados, como es lógico, por ese sector hemos utilizado el rango de decreto por primera vez —anteriormente se había hecho por orden ministerial—, porque la ley del 31 de junio de 1972 exige ya el rango de decreto para las pensiones causadas con posterioridad a esa norma, y paralelamente firmaremos una orden ministerial para las pensiones anteriores.

Tratamos de que la revalorización, de cuantía similar a la acordada en mayo del año pasado, opere de forma, mas intensa en las pensiones más bajas, las cuales, además de ser incrementarlas «n una cantidad fija, tienen también un incremento, un porcentaje de la diferencia entre la pensión actual y el salario mínimo interprofesional.

Debo decir, para evitar equívocos, sobre todo si esto se transmite al país y algún pensionista escucha mis declaraciones, qne el incremento se calcula sobre la pensión inicial con sus revalorizaciones; es decir, sobre la pensión a que tiene derecho cada trabajador particular, no sobre los mínimos fijados con anterioridad. No sé si ustedes están muy en el mecanismo de este tema, pero me importa mucho dejarlo muy claro. La pensión de cada jubilado se calcula en función de su historia laboral, de sus cotizaciones, etc. Y. además, tiene una serie de revalorizaciones. Es sobre esa pensión sabré lo que se calcula la mejora.

Ocurre que si alguien no llega a un determinado mínimo, en todo caso, se le garantiza un. mínimo: peco no se Interprete que la. revalorización que ahora hacemos es sobre los mínimos anteriores, suso sobre las pensiones de cada uno.

INCREMENTO DE LAS PENSIONES.— Naturalmente, el incremento de pensiones es distinto en cada régimen y tratamos de elevar más las más bajas. En el Mutua-lísmo Laboral y para los trabajadores por cuenta ajena, que son el grran colectivo, supone la pensión, en este momento 4.132 pesetas de media y, en cambio, en las empleadas de hogar, la pensión actual es de 2.125 pesetas de media. Esa es la razón por la qual el incremento global, qiue a. nivel nacional se fija en un 19,13, es distinto, según se trate de trabajadores por cuenta ajena, que suben un 12,72, de los empleados del hogar, que eran los más bajos y van a subir el 52,79 por 100.

JURADOS DE EMPRESA.—En segundo lugar, el Gobierno ha aprobado también, a propuesta del ministro de Trabajo, un proyecto de decreto por el que se modifican algunos artículos del Reglamento de Jurados de Empresas. Tiene por objeto remitir a la legislación sindical los problemas clcctn-" les, Es decir, que sea la Orgüniz;" ;´

Sical, en el campo de su autonomía, quien regule las normas electorales y, por lo tanto, se sacan del Reglamento de Jurados y de la competencia del Ministerio ese tipo de materias, que, lógicamente, deben de estar dentro de la autonomía sindical.

Se reforma también el artículo 49, del Reglamento de Jurados de Empresa, que es el que se refiere a los derechos del Jurado en materia de información sobre la marcha de la empresa.

CONFLICTOS COLECTIVOS DE TRABAJO.—Finalmente, y dada la expectación que este tema ha producido en el país desde hace varios meses, me complace mucho anunciarles a ustedes que el Gobierno ha dado su conformidad a un proyecto de decreto-ley sobre regulación de los Conflictos Colectivos de Trabajo.

En líneas generales concebimos los conflictos colectivos como cualquier contraste, cualquier discrepancia surgida en el seno de las relaciones laborales y. por consiguiente, los conflictos colectivos se deben formalizar en el seno de la Organización Sindical, en trámite de mediación, conciliación o arbitraje voluntario. En defecto de solución, ante la autoridad laboral, por supuesto, ante la jurisdicción laboral si se trata de definir derechos o interpretar normas preexistentes.

Por primera vez en nuestro derecho desde hace muchos´años se considera la procedencia del recurso a la huelga. Excuso decir que el recurso a la huelga lo concebimos como un recurso último, de acuerdo, naturalmente, con la doctrina de la Iglesia que nuestras leyes Constitucionales recogen y que, por consiguiente, nadie desea que la huelga se instaure en el país como procedimiento normal para resolver conflictos.

Se trata de reconocer a los trabajadores, como última posibilidad y agotadas todas las otras vías, la de recurrir a la huelga, pero se trata también de que. civilizadamente, los conflictos se resuelvan antes por otros cauces, por otros caminos. El conflicto colectivo de trabajo sólo procederá cuando no hay convenio colectivo sindical, porque naturalmente es un principio elemental de la contratación colectiva el respeto a lo pactado, y sólo cuando se trate de revisar un convenio, previa denuncia-del mismo cabrá plantear situación de conflicto, salvo, repito, que se trate puramente de la discrepancia respecto del contenido del propio convenio, en cuyo caso la autoridad laboral o la jurisdicción del trabajo decidirán sobre los

derechos de las partes.

AGOTAR TODOS LOS RECURSOS.— Tratamos, como es lógico, de que el cauce sea claro, de agotar antes todos los recursos y, en definitiva, de recoger en nuestro ordenamiento una realidad, pero no puedo ocultarles a ustedes que eso va acompañado, y quiero que quede bien claro, de que por encima o al margen de esos límites y esas fronteras, que se trazan, el recurso a este tipo de medios no procedentes lleva aparejada, como es natural, la consecuencia de la antijuridicidad, de la ilegalidad y, por consiguiente, las adecuadas sanciones para quienes violen las normas que hoy establecemos.

Además de todo lo dicha hemos aprobado también algunas subvenciones para combatir el paro forzoso en diversas provincias españolas. También varios convenios colectivos de trabajo, que, como Ustedes saben, a partir de las normas dictadas por el Gobierno hace una semana,necesitan la aprobación del Gobierno cuando supongan una elevación superior al coste de la vida. En ese sentido, el Gobierno ha aprobado 15 convenios colectivos, dentro de los marcos previstos, pero con índices de crecimiento de los salarios superiores al puro coste de la vida.

 

< Volver