Coloquio de la Asociación Quevedo. 
 "Autenticidad representativa e incompatibilidades"     
 
 Informaciones.    01/03/1974.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

VIDA POLÍTICA

COLOQUIO DE LA ASOCIACIÓN QUEVEDO

Autenticidad representativa e incompatibilidades»

MADRID, 1. (INFORMACIONES y PYRESAJ—«Autenticidad representativa e incompatibilidades» fue et tema central de la mesa redonda organizada por la asociación cultural Quevedo (antiguos seuistas), y que se celebró anoche en el hotel Cuzco, dentro del ciclo, iniciado con este coloquio, sobre «El momento político actual». El periodista don Ismael Medina presentó una ponencia y con él se sentaron a la mesa del diálogo los señores Castro Villacañas, Aparicio Bernal, Serráis Urquiza, Martin Vina y Esperabé de Arteaga.

Según el señor Medina, tes objetivamente irreprochable que se persiga limitar al mínimo posible la influencia de la Administración en la fun-pión parlamentaria, pero existe otro riesgo de monopolización de la función parlamentaria por la penetración en las Cortes de los grupos de presión financiera». A su Juicio, fue un error político la anticipación de la botadura de la ley de Prensa, ya qus, según él, los órganos de información se apropiaron de espacios políticos privativos de la función parlamentaria, y es reconocible una frecuenta vinculación entre familias política* periódicos y grupos financieros.

Para el señor Serrat las incompatibilidades no deberían afectar solamente a los procuradores en Cortes. Y añadió: «Para éstos debía haber tres tipos de incompatibilidades: políticas —el Gobierno no debe tener Influencia preva-lente en las Cortes—, funcionales —para evitar el absentismo parlamentario por excesivos empleos— y operativas —debe exigirse a los procuradores una determinada dedicación.»

El señor Aparicio Bernal, rebatiendo al señor Medina, dijo que la ley de Prensa no había sido un factor de distorsión del desarrollo político, sino que lo habia favorecido. Y en cuanto a las incompatibilidades su tesis fue que esto no puede resolverse aisladamente, sino que «es preciso autentificar todo el aparato representativo nacional (sindical, local, familiar) y siempre a través de un sistema orgánico».

Para el señor Castro Villa-cafias, «no es conveniente una Incompatibilidad total y absoluta entre el Parlamento v el Gobierno». Dijo también que lo que hace falta es «más luz y más taquígrafos, y no sólo taquígrafos periodistas», lo que se necesita es saber de quién depende cada procurador, y que tengan una cierta Independencia, pero no total, porque «si no el país iría a la anarquía». Añadió que a veces los procuradores ro dependen del Gobierno, sino de grupos privados «o de instituciones Inconfesables».

El señor Esperabé de Ar-teaga se mostró partidario de las incompatibilidades, porque nuestro sistema se funda en la unidad de poder y no poder único, y coordinación ie funciones, y las funciones no pueden estar en una misma mano, porque entonces no ha -ría falta coordinarlas. Insistió en la necesidad de una ley electoral y de la auten-tificación del sistema representativo.

El señor Martín Villa di.1o que había que clarificar n-compatibilidades, y establecer las no sólo en las Cortes, sino en el mundo del Movimiento. en la Organización Sindical, en el ámbito local, en la representación provincial y regional —si llegara a establecerse— y en la esfera privada.

 

< Volver