José María Sánchez Ventura.     
 
 Informaciones.    27/05/1975.  Página: 17. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

JOSÉ MARÍA SÁNCHEZ VENTURA ha roto en la Ciudad del Vaticano un largo —casi diríamos que tradicional— silencio del Ministerio de Justicia sobre ¡as relaciones entre la Iglesia y el Estado español en los últimos años. Por lo menos, pocas veces un -titular de ese Departamento se había referido de una forma tan extensa y directa a este tema, desde que empezó a ser delicado, como lo ha hecho ahora el actual ministro. La ocasión —sobre todo tras los últimos acontecimientos en el País Vasco y en Canarias— era casi obligada, desde luego. El ministro se ha mostrado realista, reconociendo las dificultades, dando explicaciones sobre puntos como las multas a las homilías, y no pintando tampoco de color de rosa las negociaciones sobre el Concordato. Es u n a novedad. El mismo ha dicho que «el diálogo entre la Iglesia y el Gobierno es más fácil en los últimos tiempos. Los obispos que hayan acudido a verme o plantearme algún tema han sido siempre bien recibidos y tratamos siempre de resolver favorablemente todo».

El profesor SEVEKO OCHOA ha participado en el simposio sobre química, molecular, que acaba de celebrarse en Barcelona, y ha expresado su opinión sobre la situación política española, tal vez como nunca lo había hecho. «El actual momento político español —ha dicho— lo veo como muy confuso y delicado. El cambio se está haciendo demasiado lento... Conozco al Príncipe; el otro día comí con él en la Zarzuela y le vi optimista, pero realista. Le considero una persona inteligente y muy capaz... Mi pensamiento ha sido siempre muy liberal, muy republicano e incluso socialista. Pero creo que lo de menos es que haya una República o una Monarquía. Lo importante es que sea un régimen que defienda la libertad y la justicia social.»

El padre LLANOS (Madrid, 1906) ha comenzado a escribir sus memorias —nada «académicas», por cierto, y de ahí que él mismo las llame «reviviscencias?»— en la revista «Hechos y Dichos». Comienza explicando, en su primera entrega, Que sólo lo hace por no «decir que no y resistir a los amigos», y para contribuir a descifrar «este presente hoy tan herido de futuro» aportando sus recuerdos «en bruto». Sus reviviscencias —que él llama «de segunda clase», cuando es una persona tan significativa, y no sólo en el ámbito eclesiástico, de toda la evolución de la España posbélica— comienzan a partir de su ordenación como jesuíta. En su primer capítulo —saldrán 16 más— habla de un encuentro con MILLAN AS-TRAY, de UNAMUNO, de SERRANO SÜÑER, de MANUEL APARI-CI, de su ofrecimiento para ir como capellán a la División Azul y de otras cosas no menos interesantes, por las que a menudo «pide perdón>.

JOSÉ MARÍA DE AREILZA está siendo requerido como nunca para hacer declaraciones. Es, sin ninguna duda, una de las personalidades políticas más respetadas de todo el país, y aunque un poco en solitario, también de las más escu-chadas. Es, poi su propia trayectoria, persona para la transición, un conservador-liberal, que enlaza con la mejor tradición europea de es« ámbito. Tras sus declaraciones a la B. B. C., en «Ya» insistía en una de sus preocupaciones básicas: la idea de la tolerancia —creemos interpretar bien su pensamiento— como requisito imprescindible para la democracia. «La vida democrática —decía— es, ante todo, un problema de educación privada y pública... La democracia es una forma rigurosa y exigente de -la convivencia humana... Pensar que en-un país desarrollado exista unanimidad de criterios o de tendencias, es una utopía... Hay qne buscar principios positivos que unan a las gentes en la tarea de edificar el mañana...»

ENRIQUE TIERNO GALVAN, catedrático apartado Ce sus funciones universitarias desde hace varios años, no ha podido recibir el homenaje que habían proyectado ofrecerle hoy n u m e rosos amigos (ver INFORMACIONES de ayer) con una cena en el restaurante Biarritz. La cena ha sido suspendida por notificación de la Dirección General de Seguridad, a la que se le habia solicitado la autorización correspondiente. Por cierto que en la lista de convocantes que publicamos ayer omitimos involuntariamente el nombre de ALBERTO DE LA HERA, catedrático de la Complutense.

Asimismo ha sido desautorizada otra cena-homenaje a RAFAEL TAIBO CARBALLO, con motivo de su decimoquinto a n i v e rsario como presidente del Club de Amigos de la UNESCO. Entre los promotores de este homenaje figuraban los catedráticos TAMAMES y AGUILAR NAVARRO, los abogados PECES BARBA. MORODO, MOHE-DANO, RATO, ALMEIDA, SAUQUILLO y CARMENA, el doctor SOPEÑA IBASEZ, el director de cine JUAN ANTONIO BARDEM, el decano del Colegio de Doctores y Licenciados, ELOY TERRÓN, pintores, periodistas y otras personas relacionadas con la educación, la ciencia y la cultura. Los organizadores de este acto piensan insistir ante la Jefatura Superior de Policía para que autorice el homenaje.

JOHN WATNE, -«superman» de tantas películas del Oeste norteamericano y «boina verdes vencedor en filmes sobre Vietnam, ha adoptado la nuera decisión «épica» de regalar tierras —concretamente 7.300 hectáreas en Arizona— al ex vicepresidente de Vietnam del Sur, CAO KT, para que instaure una colonia agrícola, en régimen de cooperativa, con los refugiados vietnamitas en Estados Unidos, que ascienden a 20.000.

 

< Volver