Intensas conversaciones. 
 Socialistas y socialdemócratas pueden formar un "frente democrático"     
 
 Informaciones.    21/01/1977.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 16. 

INTENSAS CONVERSACIONES

Socialistas y socialdemócratas pueden formar un «frente democrático»

• MIENTRAS TANTO, 120 MILITANTES SOCIALISTAS PIDEN UNIDAD CARA A LAS ELECCIONES

• LO MISMO HACEN, EN UN MANIFIESTO, MIEMBROS DE VARIAS TENDENCIAS

CRISTIANO-DEMÓCRATAS

MADRID, 21 (INFORMACIONES).

LOS contactos que diversos grupos y partidos están llevando a cabo para conseguir la formación de un frente electoral que agrupe a la mayor parte de los partidos socialistas y socialdemócratas en las próximas elecciones constituyen uno de los más significativos frentes de actuación política en el momento actual.

Los disensiones que parecen apuntarse en el seno de la Federación Socialdemócrata, respecto a su integración en la mencionada alianza socialista o su incorporación al llamado centro Democrático, inciden directamente en el proceso de unión socialista que se pretende.

CONVERSACIONES F.S.D.-P.S.P.

Como prolongación al encuentro mantenido el pasado miércoles, ayer se reunieron de nuevo varios representantes de la Federación de Partidos Socialistas y del Partido Socialista Popular para proseguir su estudio de la estrategia electoral y su eventual formación de una alianza de los grupos socialistas. Ambos partidos coincidieron en considerar fundamental la neutralidad del Gobierno en el próximo proceso electoral y en la necesidad de que se prevean las condiciones de financiación y publicidad iguales para todos los partidos políticos que garanticen la autonomía en la actuación de los mismos A la mencionada reunión han asistido, entre otros, los señores Santillana y Sanz Pastor (P.S.D.) y Donato Fuejo y Pedro Bofill por el P.S.P.

El tema de una posible alianza electoral ha sido abordado, a modo de sondeo previo, sin que se hayan definido posiciones precisas al respecto. En áreas cercanas al P.S.P. se ha definido favorablemente la posibilidad de formar un Frente Democrático constit u i d o por los grupos socialistas (incluida la Federación de Partidos Socialistas) que evite la confusión que podría crearse en el electorado ante la continua y sucesiva fragmentación de dichos grupos, y, especialmente, la decisión del P.S.O.E. de acudir sólo a las elecciones.

FAMILIAS IDEOLÓGICAS

Por otra parte, el P.S.P. (que en la tarde de ayer celebró una reunión del Comité Enlace con la P.F.S., encaminado igualmente a estudiar la eventualidad de una alianza socialista) ha reiterado que en principio es partidario de la formación de coalicciones electorales «por familias ideológicas», sin descartarla, incluyendo respecto a los socialistas a la social-democracia. El P.S.P. se muestra partidario incluso de una alianza electoral con el Partido Comunista, tesis que, sin embargo, rechaza abiertamente la Federación Socíal-demócrata: "No se trata de medir cada uno sus propias fuerzas en los comicios —ha manifestado un dirigente del P.S.P.—, sino de potenciar el socialismo.» El Comité de Enlace del P.S.P. y la F.P.S. se reunirá de nuevo el próximo día 24. Es probable que en esas fechas, aunque todavía no se haya producido la reunión del Comité Permanente de la Federación So-cialdemócrata (está previsto para el día 28), se plantee con mayor claridad la postura de cada uno de los grupos socialistas ante la posibilidad de una alianza electoral. No se considera, por el momento, probable que en este proceso unitario se integren los partidos que forman la Alianza Socialista Democrática: P.S.O.E. histórico, P.S.D.E. y Reforma Social Española.

EL MANIFIESTO DE LA UNIDAD

En el contexto de los contactos encaminados a lograr la unidad socialista, ciento veinte militantes socialistas madrileñas partenecientes a diversos partidos (F. P. S., P. S. O. E y P. S. P.) han firmado un manifiesto en él que se pronuncian por la unidad: "Es necesario —dicen— superar esta situación, con e1 fin de potenciar el movimiento socialista en el Estado Español." Señala el documento que "la actual situación de fragmentación socialista es Inadmisible desde el momento en que existe una común voluntad política: la consecución de una sociedad sin clases en un marco plenamente democrático."

En el documento, loa militantes socialista» ponen de manifiesto "la necesidad de ofrecer alternativas unitarias a la clase trabajadora, aumentar nuestra capacidad de convocatoria y reforzar la influencia socialista en un momento en el que el ritmo y la urgencia del proceso político requieren una acción general y eficaz... La inminencia de una confrontación electoral exige acelerar el debate y la negociación entre las tres organizaciones socialistas." Y Y afirma: "El triste espectáculo de la división y la confrontación hace que miles de socialistas de nuestro» pueblos no ingresen en ninguna de las organizaciones." "Todo esto —continúa el documento— exige que los acuerdos de los congresos del P.S.P. y del P.S.O.E., asi como de las Jornadas Constituyentes de la F.P.S. se lleven a efecto cuanto antes... Al redactar este llamamiento, al reunimos militantes de las tres organizaciones, no nos separamos ni un ápice de los acuerdos de nuestros respectivos partidos; sólo pretendemos cumplirlo». El "manifiesto de la unidad" termina señalando que los órganos dirigentes deben asumir su responsabilidad, dando los pasos necesarios para concretar el proceso de unidad., Hay que hacer posible lo que es necesario, y los abajo armantes, al igual que otros machos socialistas, nos comprometemos a trabajar Juntos por esta causa."

Al final del comunicado se adjuntan las firmas de los 120 militantes socialistas que han elaborado el "Documento de la unidad"

LLAMAMIENTO A LA UNIDAD DE LA D. C.

Lo mismo hacen varios militantes de diversos partidos cristiano-demócratas, que han denunciado en un escrito el fragmentarismo y personalismo de los grupos y líderes de esto tendencia y piden un esfuerzo de unión. El escrito está firmado por diecinueve personas pertenecientes a izquierda Democrática (I. D.). Partido Popular Demócrata Cristiano (P.P.D.C.). Unión Democrática Española (U.D.E.) y Federación Popular Democrática (F.P.D.).

Los abajo firmantes —dice el manifiesto—, miembros de los diversos grupos políticos que quieran inspirarse en los valores e ideales de la democracia cristiana, constatamos con pesadumbre la actual fragmentación de esta corriente política en España. Se trata de un hecho grave que escandaliza a los amplios sectores populares que profesan nuestras mismas convicciones y que, al mismo tiempo impiden una presencia política coherente y capaz de desempeñar la misión que un partido basado en los principios del humanismo pluralista estimamos que debe cumplir en España.

"Hay que evitar, en primer lugar, el peligro de una involución hacia la dictadura. Hay que evitar el peligro de edificar la democracia sobre bases precarias inestables. Hay que evitar el peligro de que se intente crear un tipo de democracia limitada, que no responda a las exigencias de lo que es verdaderamente un sistema democrático."

"Pedimos a nuestros dirigentes una unión lo más estrecha posible. Y lo pedimos con la máxima urgencia. Nos comprometemos, en la medida de nuestras posibilidades, a sumar nuestros esfuerzos en pro de esta gran tarea."

Firman el escrito los señores Eugenio Nasarre (I.D.) Javier Tusell (F. P. D.). José Antonio Sánchez (U. D. E.). Federico Castellano (P.P.D.C.), Mabel Pérez Serrano (I.D.). J. L. de Simón Tobalina (I.D.) Federico Rodríguez (U. D. E.). José María Tradacete (P.P.D.C.). Juan Achúcarro (F. P. D.). José Manuel Rodríguez Escudero (I. D.). Antonio López Agudín (P.P.D.C.). Mauricio Fernández (U.D.E.). Ricardo Jerez (P. P. D. C.). Pedro Díaz-Cano (F. P. D.). Gabriel de Mariscal (F. P. D.). Antonio Vázquez (I. D.). Carlos Moro (P. P. D. O. Gonzalo Sánchez Moreno (U.D.E.). Rafael Alvarez de la Puente (U. D. E.) y Alberto Landeta (F. P. D.).

21 dt enero de 1977

3

 

< Volver