Gonzalo Fernández de la Mora, en el Club Siglo XXI. 
 "Es inevitable que las próximas Cortes traten temas constitucionales"     
 
 Informaciones.    29/04/1977.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

GONZALO FERNANDEZ DE LA MORA, EN EL CLUB SIGLO XXI

«ES INEVITABLE QUE LAS PRÓXIMAS CORTES TRATEN TEMAS CONSTITUCIONALES»

MADRID, 28 (INFORMACIONES). — «Es practicar méate inevitable que las próximas Cortes, que son ordinarias y no propiamente constituyentes, se ocupen de ternas constituclonales», dijo ayer, en el Club Siglo XXI, don Gonzalo Fernández de la Mora, presidente de Unión Nacional Española (U.N.E.) y uno de los ex ministros Integrados en Alianza Popular, quien habló sobre el tema «Atóe la reforma constitucional»,

«Esto —añadió— será así porque la ley para la Reforma .Política, sometida * l*-. feréndum, crea Incoherencias y lagunas en el oonjun--to fie la legislación fundamental viente, las cuales han de ser subsanadas, y porque, además, promueve y facilita el refonñismo oons-tibucionaíl. EJ1 propio prest dente del Gobierno —añadió— acaba de confírmar esta interpretación en Méjico, en doradle na proclamado la necesidad dé urna Constitución, aprobada por todos los partidos políticos.»

E1 señor Fernández; de la Mora argumentó que la fórmula elegida para la reforma «es equivocada,», y» que «el sufragio proporcional. Hevará demasiados partidos a las Cortes y no será fácil que lleguen a fórmulas «ficaces, tanto en él terreno legfelati-vo como en el de promoción de la acción del Gobierno»;

«Por otro lado, —añadió el presidente de U.N.E.—, el endoso a las Cortes de la mayor parte de la reforma constitucional, implica una mueva, postergación de las enérgicas medidas que requiere la grave situación socioeconómica» Finalmente, manifestó que «el aplazamiento de un plan socioeconómico efectivo aceleraría «i deterioro del bienestar y radicalizaría la conflictividiad social».

Para el señor Fernández de 1a Mora «los límites de la reforma constitucional dependerán del resultado de las elecciones. Si se impone el criterio de los rupturistas (marxistas y no pocos centristas), la reforma seré total, lo cual supondría la puesta en entredicho de las instituciones del Estado con el consiguiente vacío de Gobernación y. la agudización de los problemas reales». El triunfo de los reformistas moderados (léase A. P.), supondría según el presidente d« Ü.N.E «atenuar muchos de los males».

El señor Fernández de la Mora abogo por una reforma constitucional rápida y de los aspectos esenciales, a fin de no debilitar ai ejecutivo, responder ai reto del paro, de la descapitalización, de la inflación, del endeudamiento exterior y del subdesarrollo económico ya iniciado y señaló como puntos mas urgentes: la tramitación de los decretos - leyes por las Cortes, e1 reforzámiento del ejecutivo, un - tribunal de garantías, una ley Electoral de sistema mayoritario, una ley Orgánica de partidos políticos, la reestructuración del Consejo del Reino, la revisión del bicameralismo y el refrendo necesario de todos los actos del poder moderador.

«La corrección de la errónea política emprendida —finalizó el presidente de Onión Nacional Española— podrá, ser corregida si los reformistas moderados obtienen la mayoría en las urnas; de lo contrario —dijo— padeceríamos un creciente deterioro hasta la explosión dé toa graves tensiones latentes ea la economía nacional.!

 

< Volver