Autor: Ramírez, Pedro J.. 
 Faltan 39 días. 
 La tentación     
 
 ABC.    06/05/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

PULSO ELECTORAL FALTAN 39 DÍAS LA TENTACIÓN

SEGÚN informaciones de probada solvencia. Leopoldo Calvo Sotelo planteó anteayer a los líderes de la «Unión le Centro Democrático» la posibilidad de onvertir la coalición en un único partido on diversas alas, después de las eleccioles. La propuesta fue mal acogida —especialmante críticos estuvieron, al parecer, Hernández Ordóñez y Alvarez de Miranda— y dicha alternativa quedó por el molento descartada.

Hace algunas semanas se habló con ínsistencia del lanzamiento de un partido institucional que englobaría a las tendenias centristas bajo la sombra protectora el Poder. La operación no ha tenido lugar tajo ese nombre pero lo cierto es que el ultimo filtro de las listas electorales de la (Unión de Centro Democrático» ha sido materialmente instalado en el palacio de a Moncloa y lo cierto es que Leopoldo Calvo Sotelo viene manteniendo, tras su dimisión, importantes reuniones con Alonso Osorio. Landelino Lavilla,

Rodolfo Martin Villa y otros ex compañeros de Gabinete.

Cuando hace anos meses comenzó a hablarse de la «oposición moderada», como una opción específicamente distinta a la marxista, a partir de un común antifranquismo, los nombres de Joaquín Garrigues Walker, Ignacio Camuñas, Fernández Ordóñez y Alvarez de Miranda, tenían el refrescante atractivo de su independencia. Ahora corren el riesgo de sentirse atraídos por la fuerza de la tentación a la que ha sucumbido el Gobierno.

HOY comienza la Conferencia de Partidos Socialistas del Sur de Europa, organizada por el «P. S. O. E.» y sus homólogos de Francia, Italia, Portugal y Bélgica. En el transcurso de las sesiones de trabajo que concluirán mañana, domingo, está prevista la participación de Mario Soares, Bettino Craxi y Francois Mitterrand.

Cuando se habla de socialismo en la Europa occidental se distingue siempre entre el modelo nórdico cuyos representantes más destacados son los partidos Social Demócrata alemán y sueco; y el modelo meridional de rasgos generalmente más radicales. En este segundo grupo parece irremisiblemente encuadrado nuestro «Partido Socialista Obrero Español».

Pero es difícil generalizar, aun partiendo de esta subdivisión. Basta contemplar la diferente suerte de los

tres líderes que en calidad de estrellas- invitadas intervienen en esta Conferencia de clara intencionalidad electoral. Mario Soares es primer ministro de Portugal con el respaldo del 35 por 100 de cuantos votaron en los últimos comicios; Francois Mitterrand personifica las expectativas de poder, contando siempre con los comunistas; Bettino Craxi es el líder de un partido minoritario y desprestigiado, separado por 25 puntos electorales de las dos grandes opciones que dividen a los italianos.

La cercanía físico, de tan ilustres correlegionarios puede hacer reflexionar a Felipe González.

YA sabemos algo más sobre Carmen Diez de Rivera. Un portavoz del «Partido Socialista Popular» («P. S.P.») h» declarado a Logos que la jefe del gabinete del presidente milita en dicho partido, «pero no figura en ninguna de nuestras candidaturas». Quien, al fin, si será candidato es Miguel Boyer «el trashumante»; se presentará a senador por Logroño en una lista de independientes.—Pedro J, RAMIREZ.

 

< Volver