Autor: Hernández Domínguez, Abel. 
   Silencio total     
 
 Informaciones.    30/06/1977.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 3. 

SILENCIO TOTAL

Por Abel HERNÁNDEZ

ES curioso. En tiempo de Carrero corrían las listas de mano en mano tres días antes de que se anunciara oficialmente la composición del nuevo Gobierno. Ahora, que hemos entrado en la democracia, a cuarenta y ocho horas del anuncio oficial —ó quizá a veinticuatro horas—, el despiste es general. Nadie sabe nada.

Ni se hacen fotocopias con los nombres del tercer Gobierno de la Monarquía, ni hay consultas en la Moncloa, ni nada de nada. Muchos políticos de la Ü.C.D., con aspiraciones de Poder, están con el alma en vilo, pegados todo - el día al teléfono, sudando y bebiendo Whisky y a ver si llega la esperada llamada de arriba. No se atreven a hacer planes de veraneo por si acaso, y, cuando les preguntas, se esfuerzan en convencerte de que, efectivamente, son ministrables.

Todo es un poco incongruente. Cuando todo hacia suponer que hubiera colas de aspirantes a la puerta del despacho presidencial, allí no espera nadie. La agenda del primer ministro no está más llena de visitantes que en cualquier día corriente. El señor Suárez saca hoy tiempo para asistir a la recepción de la

Nunciatura, Si hay alguna consulta, será por teléfono. Los nombres que se dan hasta ahora son puras especulaciones. Ni los más allegados al presidente se atreven a adelantar nada. Uno de ellos nos decía esta mañana: «El coctel de nombres está sólo en su cabeza y no suelta prenda.» ¿1* las biografías? ¿Cuándo se van a preparar las biografías? «Debe de haber como trescientas biografías preparadas y manoseadas sobré su mesa de despacho. Ese no sería problema. En cualquier momento están listas.»

Parece probable que el presidente Suárez cambiara ayer impresiones con el Rey sobre el nuevo Gobierno.

Entre el primer ministro y el Monarca hay una completa compenetración. No se entiende bien por que tanto secreto cuando lo que el país exige es diafanidad informativa y ventanas abiertas. Se supone que los obstáculos provienen de las dificultades para ultimar la reestructuración administrativa, en la que se trabaja contra reloj, y las ambiciones contrapuestas existentes en el seno de la Unión de Centro Democrático. Habrá que tener paciencia y esperar. Ya falta menos.

35\ A* «mió de 1977

 

< Volver