Autor: Sáenz-Díez, Margarita. 
 Barcelona. 
 Campaña para la legalización del Partido Comunista     
 
 Informaciones.    03/01/1977.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

BARCELONA

Campaña para la legalización del Partido Comunista

BARCELONA, 3 (INFORMACIONES, por Margarita SáenzDiezl.

Una nueva campaña pro legalización del Partido Comunista ha comenzado aquí con intensidad,

coincidiendo con la liberación del secretario general del P. C. E. Además de la presentación pública de un

manifiesto reclamando la democracia sin exclusiones, que ha sido suscrito por cuarenta personas de

distintas tendencias políticas ideológicas, se anuncia para mañana, a las ocho de la tarde, la celebración de

un mitin protagonizado en buena parte por el secretario general del partido de los comunistas catalanes,

don Gregorio López Raimundo. El P.S.U.C. espera que al mismo asista, como invitado de honor, el señor

Carrillo

La solicitud para la celebración del mitin fue depositada el pasado martes en el Gobierno Civil de

Barcelona y, en cuanto al recinto elegido, el antiguo mercado central del Borne, de propiedad municipal,

ya ha recibido el visto bueno del alcalde, señor Socías Humbert.

Respecto al comunicado, convertido en el manifiesto constitutivo de la "Comisión Cívica por las

libertades y la democracia sin exclusiones" —nuevo nombre adoptado por la Comisión pro Libertad de

Santiago Carrillo—, hizo resaltar que su fuerza radica en la acusada personalidad y plurales tendencias

ideológicas de los firmantes. Entre ellos se encuentran los rectores de tres Universidades barcelonesas:

don José Laporte, de la Autónoma; don Manuel Jiménez de Parga, de la Central, y don Julián Fernández,

de la Politécnica. Dirigentes de la Asociación de Amigos de la O. N. U., de la Asociación catalana de la

Dona, de comunidades cristianas, etc. Asimismo han estampado su firma al pie del texto mencionado

varios intelectuales y dirigentes políticos de la derecha, centro y la izquierda.

En el núcleo central del manifiesto se declara que las libertades políticas y la democracia son una

condición indispensable para la paz y para el progreso económico, social y cultural de los pueblos, pero

esta función no puede ser realizada si la democracia "que se nos propone vaya acompañada de

exclusiones y de libertades políticas recortadas". Son derechos humanos indivisibles. Afirmamos que no

puede haber democracia y libertad, si existen ciudadanos que no tienen derecho a expresar libremente sus

opciones políticas, a asociarse con el fin de hacerlas triunfar democráticamente. Toda discriminación en

el ejercicio de estos derechos es un atentado a la libertad y democracia para todos".

Más adelante se insiste en el comunicado que "la discriminación se ejerce hoy contra los comunistas, pero

una interpretación diferente de la misma en forma legal antidemocrática, o la promulgación de otra norma

equivalente, puede servir mañana para excluir a cualquier otro demócrata de la convivencia civil".

En otro de los párrafos del comunicado que transcribimos parcialmente, se afirma lo siguiente: "Aunque

la mayoría no nos identificamos con las opciones políticas del Partido Comunista, todos defendemos su

derecho a una existencia legal y a la difusión de su programa, porque la democracia y la libertad sólo

pueden existir sin exclusiones de ninguna dase."

Finalmente hace una llamada al pueblo catalán a unirse en esta acción, "pues Cataluña ya no podría votar

sus derechos nacionales, que tampoco le son reconocidos, si no es en el marco de un Estado español

plenamente democrático".

 

< Volver