Autor: ;Sáenz-Díez, Margarita. 
 Rueda de prensa en Barcelona. 
 La familia de Carrillo no está pesimista     
 
 Informaciones.    28/12/1976.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

RUEDA DE PRENSA EN BARCELONA.

LA FAMILIA DE CARRILLO NO ESTA PESIMISTA

Por Enrique SOPEÑA y Margarita SAENZDIEZ

BARCELONA, 28.

Es ridículo pretender que el Gobierno no decidió la detención de don Santiago Carrillo. La sorpresa que

pudo llevarse el presidente Suárez habría estado producida más por el momento de la detención que por la

detención misma, puesto que tras la rueda de Prensa dada en Madrid por el secretario general del P. C. E.

había dado el Gobierno orden de busca y captura.» (...) «Es preciso insistir en que don Santiago Carrillo

no tenía ningún interés en ir a Carabanchel. Desde allí nada puede hacer por defender al partido; por ello

había tomado todo tipo de precauciones.» Don Gregorio López Raimundo, secretario general del partido

de los comunistas catalanes (P.S.U.C.), quiso con estas frases, pronunciadas durante la rueda de Prensa

que se celebro ayer, a última hora de la tarde, con la presencia de la señora de Carrillo y de dos de sus

hijos, don Santiago y don José, zanjar el cúmulo de rumores existentes sobre las circunstancias y

responsabilidades que han rodeado la detención.

Algunos pormenores de la detención del señor Carrillo y posterior encarcelamiento fueron relatados por

su mujer y el mayor de los hijos durante el encuentro informativo. Por ejemplo, se dio a conocer que don

Santiago Carrillo había sido requerido a elegir entre la expulsión inmediata o la apertura de sumario ante

el Tribunal de Orden Público. Como se sabe, el señor Carrillo optó por el T. O. P., a pesar de que el delito

que se le imputa, dada su situación de dirigente, podría acarrearle bastantes años de cárcel. No obstante,

su familia no se mostró pesimista al afirmar que había buenas noticias acerca de la posible salida —acaso

hoy— de los otros dirigentes del P. C. E., «aunque continúa la inquietud nuestra respecto a Santiago».

Doña Carmen Menéndez explicó que pudo comprobar personalmente en Carabanche1 que su marido se

encontraba perfectamente de salud y «con la moral alta». «Tengo que decir —añadió— que en

Carabanchel no he tenido ninguna dificultad para visitar a mi marido aunque no fuera el día designado

para la presencia de familiares de los encarcelados.» En cuanto a la designación de don Joaquín Ruiz - Gi-

ménez, líder demócrata cristiano, para la defensa de don Santiago Carrillo, subrayó el señor López

Raimundo que desde hace años ha participado en la defensa de comunistas, además de existir una relación

personal con el señor Carrillo. «Por lo demás —completó el secretario general del P. S. U. C—, su valía

política y competencia profesional son ampliamente reconocidas.»

La familia de don Santiago Carrillo, desde que se instaló en España, ha tenido que renunciar a verlo para

evitar "constituir un hilo conductor para la Policía". En cuanto al posible confinamiento en Canarias, la

señora de Carrillo insistió en que no sabía nada, pero que, en caso de realizarse, "el partido reaccionaría y

se redoblaría la presión internacional. Santiago ha de vivir en su casa", recalcó la señora de Carrillo.

En opinión del mayor de sus hijos, "el futuro inmediato del secretario general del P.C.E. ha de ser la calle.

Con la detención —precisó—, el Gobierno puede estropear buena parte de los beneficios del referéndum.

La única solución lógica es la libertad provisional". Según se dijo ayer tarde, el señor Carrillo había

manifestado al juez que cuanto más tiempo permaneciera privado de libertad, "más propaganda se

conseguiría para el P.C.E. "

En cuanto a los métodos que el P.C.E. - P.S.U.C. considera más idóneos para obtener su actual objetivo

—la libertad del señor Carrillo y de sus camaradas—, los dirigentes catalanes subrayaron que eran dobles.

Por un lado —dijeron— no infravaloran la presión "desde arriba", esto es, la presión que pueda ejercer la

"comisión de los nueve" —para la que no tuvieron crítica alguna y si bastantes elogios, sobre todo para el

señor Pujol—, junto a la presión internacional. "Ya son cuatro los Gobiernos (francés, italiano, suizo y

yugoslavo) que se han dirigido al Gobierno español en relación con el tema Carrillo. Esta noche ha

llegado a Madrid una comisión parlamentaria italiana, que va desde la D.C. hasta los comunistas.

También se espera la llegada de otra comisión francesa" señalaron.

INFORMACIONES

 

< Volver