Una ley ordinaria y otra orgánica irán al Consejo de Ministros del viernes. 
 El gobierno, dispuesto a conceder por ley ordinaria canales de TV privadas     
 
 Diario 16.    14/04/1982.  Páginas: 1. Párrafos: 20. 

Una ley ordinaria y otra orgánica irán al Consejo de Ministros del viernes

El Gobierno, dispuesto a conceder por ley ordinaria canales de IV privadas

MADRID. Un proyecto de ley ordinaria y otro de orgánica irán ai Consejo de Ministros de este viernes, día 16, para regular el derecho a las televisiones privadas. La ley ordinaria prevé un sistema de concesión de canales privados en vez del de previa autorización que se contemplaba anteriormente. La ley orgánica tiene como objetivo —una vez reconocido el derecho— a acotar el ámbito de libertad de expresión en las televisiones privadas, así como el derecho de rectificación y réplica.

Fuentes consultadas por Europa Press han señalado que existen diferencias entre algunos miembros del Gobierno sobre la conveniencia y sobre el contenido de ambos proyectos, y que estas discrepancias podrían hacer que los textos no fueran aprobados en la próxima reunión del Gabinete.

También han manifestado que algunos de los promotores de empresas que quieren explotar canales privados de televisión, "y que han tenido acceso al contenido de los proyectos, no se han mostrado satisfechos con la regulación.

LEY ORGÁNICA: LIBERTAD DE EXPRESIÓN DENTRO DE LAS TV PRIVADAS

El proyecto de ley orgánica, impuesto por una reciente sentencia del Tribunal Constitucional para aquellos aspectos de la regulación de la televisión privada que afectan a la libertad de expresión (artículo 20 de la Constitución), consta, según las mencionadas fuentes de tres artículos, una disposición adicional y una disposición transitoria.

El primero de los artículos establece que el ejercicio de la libertad de expresión de los titulares de emisoras de radiodifusión y televisión deberán respetar, entre otros aspectos, los valores de la libertad, igualdad y pluralismo, el derecho al honor, y la intimidad personal y familiar y a la propia imagen, y los derechos reconocidos en la Constitución. También prohibe aquello que atente a la protección de la juventud y de la infancia

El segundo artículo indica que la Administración del Estado vigilará el ejercicio de esta libertad de expresión.

DERECHO DE REPLICA

El tercero regula el derecho de réplica y de rectificación. En síntesis, este tercer artículo señala:

— Toda persona natural o jurídica a quien perjudique directa y expresamente informaciones y opiniones emitidas a través de los canales privados de radio y televisión podrán hacer uso del derecho de réplica en el plazo de siete días.

— El titular de la emisora tendrá un plazo . de tres días para manifestar si acepta o rechaza la petición de réplica o de rectificación.

— Si la petición fuera denegada, el perjudicado podrá acudir al órgano competente de la Administración del Estado dentro del plazo de tres días. La Administración resolverá en el plazo de cinco días.

Una disposición adicional señala que el Ente Público RTVE conservará en su integridad su actual regulación, sin que sufra alteración el régimen jurídico establecido para el mismo en lo relativo a! derecho de rectificación. Dicho régimen jurídico podrá ser modificado mediante ley ordinaria.

LEY ORDINARIA: CONCESIÓN DE LICENCIAS

Junto a la ley Orgánica, el Consejo de Ministros debatirá e! proyecto de ley ordinaria, que establece como principio general que la gestión indirecta del servicio público de radiodifusión y televisión a través de cable o mediante cualquier otro sistema requerirá la obtención de la correspondiente concesión.

Como se recordará, el pasado verano el Gobierno llegó a estudiar un decreto en el que se establecía un sistema de autorización y no de concesión.

En concreto, el actual proyecto prevé que la concesión se haga para las emisoras de televisión por un plazo de seis años, prorrogables por períodos sucesivos de tres años. Para las emisoras locales de radio, los plazos serán de tres años, prorrogables por períodos iguales (emisoras de carácter institucional), o de diez años, prorrogables por períodos de igual duración (emisoras de carácter comercial).

COMISIÓN NACIONAL

El proyecto de ley crea en la Presidencia del Gobierno la Comisión Nacional para la Radiodifusión y Televisión, que estará constituida en la forma que reglamentariamente se determine.

Esta Comisión será la encargada de otorgar las concesiones de licencias y de resolver las solicitudes de prórroga de esas concesiones o acordar la rescisión.

Otras competencias de la Comisión serán: establecer los tiempos mínimos de programación y los tiempos máximos de emisión de publicidad; resolver sobre la procedencia y contenido de los derechos de rectificación y réplica previstos en la ley Orgánica; autorizar la transmisión de acciones de las sociedades concesionarias.

CONCURSO PUBLICO DE LAS CONCESIONES

Las concesiones se otorgarán, previa convocatoria de concurso público, si se trata de emisiones a través de ondas electromagnéticas, o previa solicitud del interesado, si se trata de emisiones a través de cables.

Sólo los residentes en España podrán ser titulares de una concesión, y no podrán gestionarlas las agencias de publicidad ni las personas interesadas en ellas.

Para otorgar las concesiones se tendrán en cuenta, entre otros, los siguientes criterios: Preferencia de la producción nacional a la extranjera en la programación; difusión de servicios informativos generales; tiempo de programación educativa, o cultural; preferencia para el establecimiento de redes o cadenas

 

< Volver