Relaciones extreriores     
 
 Informaciones.    23/11/1974.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

RELACIONES EXTERIORES

LAS enésimas negociaciones entre España y el Mercado Común se han iniciado en la semana en Bruselas. Se trata, como es harto sabido, de reajustar el acuerdo que tenemos con los «seis» a la nueva situación de nueve miembros de la Comunidad Económica Europea. Estas negociaciones, en suma, intentan alcanzar el acuerdo legal que debería estar en vigor desde el 1 de enero de 1973. Y estas negociaciones, también es sabido, aun cuando fructifiquen no implican jurídicamente el menor paso adelante cara a nuestra integración en la Comunidad Económica Europea como miembros de pleno derecho.

Horas antes del comienzo de las negociaciones nuestro embajador ante las Comunidades, señor Ullastres, ya advirtió que las conversaciones serían lentas y nada fáciles. Efectivamente, la primera ronda de negociaciones ha quedado en «match» nulo. Existe una distancia importante entre la oferta española y la, contra oferta comunitaria» Algo que ya se sabía de antemano y que permite predecir que la Comisión europea tendrá que pedir del Consejo de ministros de la C.E.E. un nuevo mandato de negociación con España. En tanto en cuanto las ofertas agrícolas son insatisfactorias y las exigencias de desarme industrial para 1980 prácticamente suicidas para nuestra economía. Las meras esperanzas comerciales con el Mercado Común van obviamente para largo.

Francia, por otra parte, ha denegado la solicitud española de extradición contra diez subditos españoles refugiados en territorio galo, y a tenor de la Justica española presuntos implicados en diversos grados en el asesinato del presidente Carrero. Diversos periódicos españoles han evidenciado su indignación por esta negativa de París a otorgar tal extradición, pese a que entre ambos países rige un tratado al respecto vigente en el que se incluye la llamada «cláusula del atentado», que no exime a los «políticos» de los magnicidios.

Obviamente ha de causar malestar el que la justicia quede frenada por esta decisión francesa y que —acaso— nunca pueda establecerse toda la verdad en torno al magnicidio del 20 de diciembre pasado. Empero era de suponer que París no accedería a tal extradición, cuando en las últimas elecciones presidenciales la agrupación de Izquierda obtuvo tan elevado porcentaje de votos. Exigencias de política interior «obligan» al Gobierno francés a denegar la extradición de presuntos participantes en el asesinato de Carrero y sus acompañantes.

Por lo que atañe a la futura descolonización del territorio del Sahara bajo la Administración española, parece que el contencioso terminará finalmente en el Tribunal Internacional de La Haya. Marruecos solicita que el Tribunal dirima el pleito, lo que eternizaría su resolución. Irak acaba de pedir que al menos se consulte a La Haya. España no se opone en principio a tal consulta, pero dejar en manos del Tribunal de La Haya el futuro del Sahara parece que contradice las resoluciones de las Naciones Unidas y la libre autodeterminación del pueblo saharahui. Llevar el Sahara a La Haya podría deparar la curiosa situación de que los saharahuis eligieran la independencia en referéndum supervisado por las Naciones Unidas y que La Haya —acaso— dictaminara su partición entre las potencias vecinas.

INFORMACIONES

23 de noviem

 

< Volver