Autor: A. P. H.. 
   Un poco de seriedad     
 
 Diario 16.    17/03/1980.  Páginas: 1. Párrafos: 4. 

Un poco de seriedad

A. P. H.

Eduardo Punset ha dicho que no a la Embajada ante la Comunidad Económica Europea. No podía ser de

otra forma.

La cuestión de la representación española ante las Comunidades ha sido un tema viciado desde el

principio. Alguien cercano a Calvo-Sotelo lo ha enturbiado aún más si cabe. Durante la etapa del actual

presidente del Gobierno como ministro para las Relaciones con las Comunidades mantuvo una dura lucha

para justificar la necesidad de este Ministerio y su independencia del de Exteriores. A su paso a la

vicepresidencia económica continuo la apuesta y se apuntó un éxito con el nombramiento de Eduardo

Punset, posiblemente el representante español mejor recibido en Europa.

Poco después de su nombramiento, Punset, con su simple actuación dejó algo en entredicho el papel de su

predecesor.

A partir de ese momento el ambiente se enrarece. Calvo Sotelo es elegido presidente y de un plumazo se

desdice de sus anteriores planteamientos y aplica un duro golpe a la imagen europea de España. En

primer lugar se olvida de las teorías que mantuvo sobre la adscripción del Departamento, se lo cede a

Exteriores y lo reduce a la categoría de Secretaría de Estado. Para añadir una inconsecuencia más, nombra

a Bassols, hasta ahora no muy bien visto por Pérez Llorca. Al final y como colmo de la inconsecuencia, lo

ofrece a Punset la Embajada de forma que el que mandaba se convierte en mandado de su subordinado

anterior. Todo esto es muy poco serio.

 

< Volver