Santiago Carrillo. 
 Ser comunista en España ya no es un delito     
 
 Diario 16.    11/04/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

Santiago Carrillo

Ser comunista en España ya no es un delito

"Tener el coraje de declararse comunista"

PARÍS. 11 (Corresponsal). - Santiago Carrillo declaró anoche en París que desde ahora "ser comunista en

España ya no es delito" y en "este día de fiesta para los trabajadores quiero enviar un saludo a todos

cuantos han estado aguardando la legalización del Partido Comunista de España después de muchos

años".

La declaración de Carrillo fue publicada en la primera página del diario comunista "L´Humanité" de hoy.

"La decisión de legalizarnos - dice la declaración de anoche - una decisión de Justicia que ya estaba

retrasándose demasiado. Es conocido que en nuestro país, es el Partido Comunista quien ha lanzado en el

año 56 ya, la política de reconciliación de los españoles, que ahora comienza a ser una realidad. Por eso si

alguien merecía la legalidad y a mi juicio la merecen todos los partidos políticos, si alguien merecía la

posibilidad de actuar abiertamente, somos los que hemos indicado como pioneros, cuál era la solución o

el comienzo de solución de los problemas de nuestro país."

"Lo que espero en este momento - agregó Carrillo - es que lo mismo que ha sido legalizado el Partido

Comunista lo sean todos los demás partidos obreros y demócratas que lo han pedido."

"A partir de ahora, ser comunista en España ya no es un delito; nadie puede amenazar, tratar de sembrar el

terror sobre los que se manifiesten de acuerdo con las ideas de nuestro partido. Cada uno debe y puede ya

hacerlo. Tener el coraje de declararse comunista o simpatizante de los comunistas, demostrar su simpatía

a nuestro partido, consciente de que nadie podrá perseguirle por esto."

"Yo creo - añadió Carrillo que el paso dado legalizando al Partido Comunista es una contribución a la

libertad de todos, a la victoria de las fuerzas democráticas. Es la demostración de que España ha iniciado

de verdad un período de marcha a la democracia."

"Quiero aprovechar - continuó - esta oportunidad para dar las gracias a todos los partidos democráticos de

España que han mostrado solidaridad con el Partido Comunista y que todavía hace unos días

manifestaban con claridad su propósito de no considerar válida y auténticamente democrática una

situación en la que nosotros no fuésemos legales.

Creo que esa solidaridad se mantendrá para dar a nuestro país una Constitución democrática y para lograr

que lo que hoy es una frágil planta que esta comenzando a desarrollarse, es decir, la planta de la

democracia, se transforme en un árbol robusto que no haya tormentas ni rayos capaces de destruir."

Santiago Carrillo, que se encuentra en París para asistir a un hermano enfermo, llegará a Madrid

probablemente esta tarde.

 

< Volver