Referéndum: Día D. Así votan los españoles. 
 La consulta costó 1.500 millones     
 
 Diario 16.    07/12/1978.  Página: 20. Páginas: 1. Párrafos: 14. 

Así votan los españoles

La consulta costó 1500 millones

MADRID, 7 (D16). - Más de mil quinientos millones de pesetas fue la cantidad asignada para cubrir loa

gastos del referéndum constitucional celebrado ayer en toda España.

Aunque a 32 por 100 da esta cantidad se utilizó para propaganda, cabe destacar que mas de quinientos

millones de pesetas fueron destinados a preparar el material utilizado por los votantes.

En gastos de personal se incluyen aquí las 3.300 pesetas que cobraron los presidentes y adjuntos de las

40.000 mesas electorales; la cantidad asignada el pasado mes de agosto fue de 220 millones.

El presupuesto, del que aún no se saben sus resultados. Incluía también el gasto de cien millones de

pesetas para atender, entre otras cosas, el desplazamiento de inválidos a enfermos a los colegios

electorales.

Trabajadores: Voto sin problemas

Según comunicaron a D18 las centrales mayoritarias todas las empresas cumplieron rigurosamente las

prescripciones legales que concedían a los trabajadores cuatro horas remuneradas para Votar.

Sólo en CC OO se recibieron, el martes, algunas denuncias en relación con el deseo de ciertas empresas

de re ducir ese tiempo o conceder jornada continuada, para evitar la ida y vuelta al trabajo.

La Jornada laboral discurrió, pues, con normalidad. Sólo un elector, que solicitó un certificado de voto

para presentar en su empresa de Gerona, denunció ante la Junta lo que cree "presupone el resultado del

referéndum".

Esa reclamación se basaba en un certificado que decía literalmente: "el elector (nombre) emitió su voto en

el referéndum 1978 para la aprobación de la Constitución".

Votos entre rejas

La población reclusa, a primera vista, no participó mayoritariamente en el r eferéndum constitucional. En

Madrid, prisión de Carabanchel, sólo un 10 por 100 de los reclusos emitieron el voto.

Loa penados, que disponían del texto constitucional e impresos de la votación, podían cumplir con su

derecho ciudadano sólo por correo. Aquellos reclusos en prisión abierta podían ir a depositar

personalmente su papeleta en las urnas.

También se ha sabido que en C a r t agena son ocho los reclusos que enviaron por correo su respuesta a la

aprobación o no de la Constitución 78. A pesar de las disposiciones del Ministerio del Interior que

preveían cualquier acreditación personal para votar, son muchos los integrantes de la población reclusa

cartagenera que no pudieron hacerlo por carecer de DNI.

 

< Volver