Tributo a Nueva Orleans (II) Conciertos del Sábado El swing de los años treinta y cuarenta

Tributo a Nueva Orleans (II)

  1. Este acto tuvo lugar el
Oriol Romaní Hot Jazz Cats. Oriol Romaní, clarinete. Artem Zuliev, saxofón. Federico Mazzanti, piano. Queralt Camps, contrabajo. Xavier Hinojosa, batería
Una de las peculiaridades del hot o jazz tradicional es la capacidad improvisatoria de los músicos, a diferencia del estilo más previsible de las orquestas de swing. Este concierto de jazz tradicional revive versiones de temas clásicos de Louis Armstrong, Duke Ellington o Fats Waller.

Multimedia

      1. James F. Hanley (1892-1942)
      1. Back home again in Indiana
      1. Anónimo
      1. Just a Closer Walk with Thee
      1. James Tyrie Campbell (1903-1967)
      2. Reginald John Connelly (1895-1963)
      1. If I had you
      1. Oriol Romaní Hot Jazz Cats
      1. Jazz Galet Blues
      1. Sidney Bechet (1897-1959)
      1. Petite fleur
      1. Sid Robins (1912-1985)
      2. Charlie Shavers (1920-1971)
      1. Undecided
      1. Wallace Davenport (1925-2004)
      1. Sugar baby
      1. Horace Silver (1928-2014)
      1. The Preacher
      1. Oriol Romaní Hot Jazz Cats
      1. Jazz Cat Blues
      1. Paul Barbarin (1899-1969)
      1. Bourbon Street Parade
      1. Bob Carleton (1896-1956)
      1. Ja-Da

  1. Oriol Romaní Hot Jazz CatsOriol Romaní Hot Jazz Cats

    En el argot jazzístico, el “hot jazz” es aquel jazz cálido que toca el corazón de todo el mundo y hace que todo se ponga en movimiento, y los “cats” son los compañeros con quien uno ha vivido aventuras y se siente a gusto. El clarinetista Oriol Romaní, uno de los músicos más reconocidos en el mundo del jazz clásico en nuestro país, ha compartido desde hace años conciertos, festivales y jam sessions con el saxofonista Artem Zuliev y numerosos colegas y grupos como New Orleans Blue Stompers, Classic Jazz Quartet, Jazzcare All Stars o Hot Jazz Cats. Con la complicidad que se ha creado entre ellos, con la autenticidad de su acento jazzístico, y gracias al sostén y la propulsión que reciben de su excelente sección rítmica, los Hot Jazz Cats ofrecen su música llena de feeling y de swing, recreando de nuevo a su manera blues, espirituales negros y temas típicos del jazz de los años veinte, treinta y cuarenta en Nueva Orleans, Chicago y Nueva York, y tocando también algún tema propio.