Recital de canto y piano Conciertos de Mediodía

Recital de canto y piano

  1. Este acto tuvo lugar el
Concepción Criado, soprano. Pilar Mira, piano

A. SCARLATTI, padre de "nuestro" Domenico Scarlatti, es el reformador de la ópera napolitana a finales del XVII y comienzos del XVIII. Algunas de sus innumerables arias fueron publicadas en el siglo XIX, en adaptaciones para canto y piano, y forman parte del repertorio de las escuelas de canto. Este es el caso de la que hoy se interpreta.

PERGOLESSI no es sólo el autor del famoso "intermezzo" La serva padrona (1733) o del no menos célebre Stabat Mater (1736). En su corta vida escribió buen número de obras teatrales y se le atribuyen numerosas arietas como esta tan graciosa de una "Nina" dormilona, o la más sentimental "Si tu me amas".

El aria Bist du bei mir, que aparece copiada en El pequeño libro de Ana Magdalena, es una de las obras de J.S. BACH preferida por los cantantes, pero su atribución es dudosa y se debe probablemente a G.H. Stölzel (1690-1749), algunas de cuyas obras incluyó Bach en El pequeño libro de tecla de W.F. Bach, uno de sus hijos.

El Mesías es la obra maestra de HAENDEL en el género del oratorio, se estrenó en 1742 y How beautiful es una de sus arias más célebres.

MOZART compuso el motete Exultate jubilate en Milán para el lucimiento del castrado Rauzzini en enero de 1773. La tercera y última parte de la obra muestra la alegría que suscita la palabra Alleluia.

BRAHMS utilizó muchos textos y melodías populares en sus canciones. Wiegenlied (Canción de cuna) es una de las más hermosas y fue compuesta y publicada en 1868.

GRIEG compuso las músicas incidentales para el drama de Ibsen titulado Peer Gynt en 1874. Uno de los pasajes más célebres es la Canción de Solveig, objeto luego de múltiples transcripciones.

WOLF compuso más de medio centenar de canciones sobre poemas de Mörike. El jardinero, la nº 17 de la serie, es de 1888.

J. PALOMINO fue uno de los más populares compositores de tonadillas escénicas, piezas teatrales que se intercalaban como intermedios entre los actos de una obra mayor. El canapé, de 1769, obtuvo mucho éxito en la España de la Ilustración.

E. GRANADOS compuso ya en los comienzos de nuestro siglo una Colección de tonadillas escritas en estilo antiguo con letra de F. Periquet, el libretista de su ópera Goyescas. Intentan evocar, desde la canción de concierto, el espíritu de las tonadillas teatrales dieciochescas.

J. GURIDI, antes de muy bellas canciones vascas, estrenó en 1939 Seis canciones castellanas, entre las que sobresale la nº 4, No quiero tus avellanas, por su intenso lirismo.

J. TURINA publicó su Poema en forma de canciones Op. 19 en 1918 basándose en textos de Campoamor: "Cantares" es el tercer número del ciclo y uno de sus canciones más celebradas.