(I) Ciclos de Miércoles Domenico Scarlatti

(I)

  1. Este acto tuvo lugar el
Pablo Cano, clave

Pasamos ahora a unos comentarios sobre los tres programas que integran este ciclo. El primer programa ha sido construido siguiendo un orden cronológico de las sonatas que lo componen, de modo que pueda apreciarse las diferencias estilísticas entre las de distintas épocas. Igualmente se ha seguido, cuando pareció conveniente, el criterio de Kirkpatrick en el sentido de interpretar las sonatas formando parejas. En el caso de las numeradas K. 184 y K. 185 se ha invertido el orden, por pensar que, dado el carácter de ambas piezas, era lo procedente.

El criterio al confeccionar los otros dos programas ha sido distinto: se interpretan las sonatas sin atender a la cronología ni al posible acoplamiento de las mismas, tratando de conseguir secuencias coherentes de tonalidades, variedad de contenidos y contrastes de tiempos.

En cualquier caso, a lo largo de este ciclo se escucharán 43 sonatas. Es, sin duda, en comparación con la cifra de 555, una pequeña muestra. No obstante, pensamos, suficiente para dar al oyente una más que apreciable impresión del increíble cosmos scarlattiano. Todas las características mencionadas más arriba están presentes en esas 43 sonatas. Junto a algunas de las más conocidas, escucharemos otras de rara audición.

Y en cualquier caso, insistimos, el asistente a este ciclo, cuando finalice, tendrá una clara visión de la obra clavecinística del maestro napolitano.

Acabaremos estos comentarios con unas referencias a las sonatas que integran estos tres recitales; referencias que serán breves, ya que no parece ésta la ocasión de entrar en un detallado análisis de todas y cada una de las 43 sonatas.

d
PRIMER PROGRAMA
K. 3        Pertenece a los Essercizi. Se trata de un Presto de gran vivacidad, donde se juega mucho con las síncopas y notas a contratiempo. Son importantes los acordes de 7ª disminuida que aparecen en la sonata.
K. 7        Igualmente incluida en los Essercizi. Lo más destacable es el constante cruce de manos.
K. 52        Es una sonata de gran riqueza polifónica, lo que la hace muy adecuada para ser interpretada también en el órgano.
K. 84        Aunque Scarlatti no indica el tempo, parece tratarse de un Allegro de marcado carácter rítmico y saltarín, con frecuentes imitaciones entre las dos manos.
K. 185-184    Un Andante precede a un Allegro. La sonata K. 185 es una de las más melancólicas de su autor, en la que las peculiaridades armónicas son de especial belleza. En la sonata K. 184 audaces choques armónicos se suceden en medio de cada una de las secciones; tres acordes de 7 a  disminuida se escuchan en rápida sucesión y entre las dos primeras surge la 7 a  de la dominante, Re menor.
K. 192-193    Se trata de dos Allegros, aunque para la sonata K. 192 esa indicación de tempo figura solamente en el manuscrito de Parma. En dicha sonata el uso de largas sucesiones de corcheas pasando de una mano a la otra es casi constante. Es una pieza de carácter intrascendente.
        La sonata K. 193 comienza como una danza. La música es al principio ligera y casi coqueta, pero de pronto adquiere un carácter apasionado, con tresillos ascendentes de semicorchea. En la segunda sección estos dos caracteres se alternan.
        K. 291-292     A un Andante lleno de melancólico lirismo sigue un Allegro de gran vivacidad y cambios rítmicos.
K. 308-309     De nuevo la sucesión Lento-Rápido. Si en la sonata K. 308 lo más importante es el uso que de la modulación hace Scarlatti, en la K. 309 destaca su carácter jocoso, y algunos pasajes de virtuosismo.
K. 443     A reseñar su carácter marcadamente pomposo, a lo que contribuye el tema inicial, que imita en cierto modo a una fanfarria. Esa pomposidad, que, al principio de la segunda sección parece algo diluida, vuelve a aparecer al final.
K. 511-512     Dos Allegros de carácter bastante similar, El primero en compás binario, y el segundo en compás ternario. En la sonata K. 511 su principal característica es una casi constante sucesión de corcheas. Lo más destacable de la sonata K. 512 es una serie de choques armónicos.
K. 516-517     La sonata K. 516 es un Alegretto en el que, como en tantas otras piezas de Scarlatti, la presencia de la guitarra es casi constante. Bellísima la modulación que ocupa la primera mitad de la segunda sección.

d La K. 517 es una sonata de gran fuerza y marcado virtuosismo en la que sonoros bajos apoyan consistentemente el continuo fluir de la melodía, aunque en ocasiones esta melodía la lleve el bajo siendo apoyada por el tiple. Como curiosidad diremos que esta sonata aparece recogida en uno de los manuscritos de los archivos de las Catedrales de Zaragoza, donde figura como un anónimo Intento de primer tono.

      1. Domenico Scarlatti (1685-1757)
      1. Sonata en La menor K 3. Presto
      2. Sonata en La menor K 7. Presto
      3. Sonata en Re menor K 52. Andante moderato
      4. Sonata en Do menor K 84
      5. Sonata en Fa menor K 185. Andante
      6. Sonata en Fa menor K 184. Allegro
      7. Sonata en Mi bemol mayor K 192. Allegro
      8. Sonata en Mi bemol mayor K 193. Allegro
      9. Sonata en Mi menor K 291. Andante
      10. Sonata en Mi menor K 292. Allegro
      11. Sonata en Do mayor K 308. Cantabile
      12. Sonata en Do mayor K 309. Allegro
      13. Sonata en Re mayor K 443. Allegro
      14. Sonata en Re mayor K 511. Allegro
      15. Sonata en Re mayor K 512. Allegro
      16. Sonata en Re menor K 516. Allegretto
      17. Sonata en Re menor K 517. Prestissimo