'Yo podría escribir ese piano, dijo Cortázar'(Charlie Parker, Thelonious Monk y Bill Evans). Años cuarenta-cincuenta Ciclos de conferencias Historia del Jazz: De Louis Armstrong a Wynton Marsalis

'Yo podría escribir ese piano, dijo Cortázar'(Charlie Parker, Thelonious Monk y Bill Evans). Años cuarenta-cincuenta

  1. Este acto tuvo lugar el
José María Guelbenzu

Multimedia

  1. José María GuelbenzuJosé María Guelbenzu

    Nació en Madrid en 1944. Realizó estudios universitarios de Derecho y Dirección de Empresas en Icade y en la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid. Autor, crítico y editor, su larga trayectoria profesional comenzó en 1964 en la revista Cuadernos para el diálogo. Fue también uno de los co-directores del Cine-club Imagen y colaboró en "Informaciones" y "Madrid", y en diversas revistas literarias. Desde 1977 a 1988 dirigió las editoriales Taurus y Alfaguara, tarea que abandonó para dedicarse sólo al ejercicio de la literatura. Es colaborador habitual de las secciones de Opinión y Libros del diario "El País", en el que escribe desde su fundación.
    En 1968 publicó su primera novela, El Mercurio, que resultó finalista del Premio Biblioteca Breve y a la que seguirían Antifaz (1970), El pasajero de ultramar (1976), La noche en casa (1977), El río de la luna (1981. Premio de la Crítica. Alfaguara, 2000), El esperado (1984), La mirada (1987), La tierra prometida (1991, Premio Plaza y Janés. Alfaguara, 2001), El sentimiento (1995, reeditado por Alfaguara en 2003), Un peso en el mundo (Alfaguara, 1999) y La cabeza del durmiente (2003). Ha sido coordinador de la edición en castellano de las Obras de Albert Camus y ha reescrito en dos volúmenes una amplia colección de Cuentos Populares Españoles, así como otras antologías y trabajos. Varios de sus libros se encuentran traducidos al checo, holandés, francés, inglés y alemán. Bajo la firma de J.M. Guelbenzu ha trasladado parte de su mundo literario al género policíaco con la novela No acosen al asesino (2001) y La muerte viene de lejos (2004).

Se viene diciendo de manera recurrente que la literatura y el jazz tienen muchos puntos de contacto. Habría que precisar que se trata de la literatura del Siglo XX, pues éste es el siglo del jazz. ¿Es cierta esa afirmación? La música se compone de sonidos abstractos y la literatura de palabras concretas, de manera que el encuentro se presenta más bien complicado, por no decir insoluble. La conferencia se propone reflexionar sobre este asunto de la mano de un escritor, Julio Cortázar, y tres músicos de la edad de oro del jazz: Charlie Parker, Thelonius Monk y Bill Evans.