Web oficial de la Fundación Juan March
LA ABSTRACCIÓN DEL PAISAJE. DEL ROMANTICISMO NÓRDICO AL EXPRESIONISMO ABSTRACTO
5 octubre 2007 - 13 enero 2008
LA ABSTRACCIÓN DEL PAISAJE. DEL ROMANTICISMO NÓRDICO AL EXPRESIONISMO ABSTRACTO

LAS ESTACIONES DEL AÑO, DE C.D. FRIEDRICH,
EN PRIMICIA INTERNACIONAL

Caspar David Friedrich, La primavera, ca. 1803
Caspar David Friedrich, La primavera, ca. 1803. Staatliche Museen zu Berlin, Kupferstichkabinett, Berlín. Préstamo permanente de la Ernst von
Siemens Kunststiftung

Caspar David Friedrich, El otoño, ca. 1803
Caspar David Friedrich, El otoño, ca. 1803. Staatliche Museen zu Berlin, Kupferstichkabinett, Berlín. Préstamo permanente de la Ernst von
Siemens Kunststiftung

Caspar David Friedrich, El invierno, ca. 1803
Caspar David Friedrich, El invierno, ca. 1803. Staatliche Museen zu Berlin, Kupferstichkabinett, Berlín. Préstamo permanente de la Ernst von
Siemens Kunststiftung
“E
n el campo de las artes visuales el primer ciclo de Las estaciones del año, realizado en 1803 por Caspar David Friedrich (1774-1840), marca el paso de un importante género tradicional a todo un concepto de la modernidad (Cats. 1-3: ciclo de las estaciones del año).

Las estaciones del año fueron redescubiertas recientemente y en 2006 fueron adquiridas para ser integradas en la colección del Kupferstichkabinett de los Staatliche Museen de Berlín. Se trata de la adquisición más costosa de esta institución en las últimas décadas; y ello ha sido posible gracias al generoso patrocinio de la Hermann Reemtsma Stiftung, la Kulturstiftung de los Länder, un préstamo de la Ernst von Siemens Kunststiftung y la contribución de la Fundación Juan March. Este obsequio artístico no sólo entusiasmó a los especialistas, sino que puso el broche de oro al 175 aniversario del célebre Kupferstichkabinett de Berlín y podrá ser contemplado por primera vez por el público internacional en esta exposición.”

“El ciclo de Las estaciones del año de 1803 era ya muy conocido en el ámbito de la investigación gracias a varias fuentes contemporáneas al artista y a reproducciones publicadas en el periodo anterior a la guerra. Los dibujos habían sido presentados y analizados en numerosos artículos, a menudo conjuntamente con el ciclo en sepia de la Hamburger Kunsthalle, realizado, modificado y completado en 1826. También fueron varias veces expuestos, quizá ya en vida de Friedrich, entre otras ocasiones, durante la Exposición del Centenario organizada por Hugo von Tschudi en Berlín en 1906. A falta de los originales, supuestamente desaparecidos o destruidos, las publicaciones y exposiciones celebradas después de 1945, como en el caso de la famosa exposición de Friedrich organizada por Werner Hofmann en 1974, recurrieron no sólo a la versión de Hamburgo, sino también a las distintas variaciones, pintadas igualmente en la última etapa de su vida, de ciclos integrados por las horas del día, las estaciones del año y las edades del hombre.”

“Sólo ahora, con el redescubrimiento de los originales, es posible presentar de nuevo y pormenorizadamente el ciclo primitivo de las estaciones de Friedrich. Originalmente se componía de cuatro obras realizadas con una cuidadosa elaboración en tinta sepia, de las que se conservan tres: la Primavera (respectivamente la Mañana/la Infancia; Cat. 1), datada hológrafamente en el reverso en “1803”, el Otoño (la Tarde/la Madurez; Cat. 2) y el Invierno (la Noche/la Vejez/la Muerte; Cat. 3); pese a la sistemática búsqueda, el Verano (la Juventud/el Mediodía; fig. 1) sigue desaparecido.”

Hein Th. Schulze-Altcappenberg en “En la cuna del Romanticismo. Las Estaciones de C. D. Friedrich de 1803” (catálogo)