Inicio > Arte > Cuenca > La Colección > 

La colección

Juan Suárez

El Puerto de Santa María (Cádiz), 1946

Junto a Gerardo Delgado y José Ramón Sierra, Juan Suárez formó parte de la denominada "generación abstracta sevillana", grupo de pintores con formación arquitectónica y dedicación docente que en los años setenta y ochenta estuvieron vinculados a los pintores de Cuenca a través de las figuras de Fernando Zóbel y Gerardo Rueda, que hicieron de mentores de aquellos.

"Tríptico azul", 1981
Tríptico azul, 1981

La obra de Suárez se caracteriza por el empleo de una geometría constructiva que se apoya más en el color y el ritmo que en aspectos estructurales de rigor matemático, consiguiendo de esta manera en sus obras la presencia de un hálito poético. Sus cuadros surgen como abstracciones que parten de realidades que se activan en los resortes de la memoria del artista, quien se ayuda de recuerdos y no de objetos o lugares, sino de sensaciones, como los colores azuzados por la luz del mediodía o del atardecer. Sus obras suelen ser pinturas de gran formato en las que desarrolla una poética vinculada a la idea de un paisaje interior.

En este Tríptico azul los colores, muy delicados, configuran una secuencia irregular de bandas verticales ejecutadas con diferentes tratamientos plásticos como veladuras, superposición de líneas y pinceladas irregularmente aplicadas. Apoyándose en estos procedimientos consigue plasmar vibraciones, texturas y matices que forman parte de una extensa investigación sobre el cromatismo y la luz. Cada una de las bandas cobra en el cuadro un carácter propio, no solo por los distintos colores que las conforman, sino por los contrastes conseguidos entre texturas y por la diferente manera de ser aplicada la pintura, que permite apreciar distintas cualidades tonales y plásticas.

Javier Maderuelo

Este texto sólo puede reproducirse citando su procedencia:
Catálogo del Museu Fundación Juan March, Palma de Mallorca.