Eduardo Martínez de Pisón
Eduardo Martínez de Pisón
Eduardo Martínez de Pisón
ver vídeo
En la búsqueda de los confines terrestres el hombre ha intentado hollar todos los “finisterres”: los fondos marinos, las costas extremas, los polos, el corazón de selvas y desiertos, la luna y el espacio exterior. También las cúspides de las montañas, incluso –a veces con más ardor– las aparentemente inaccesibles y, por supuesto, las más elevadas. Pero antes era preciso conocer todas ellas y averiguar con medidas fiables las cotas de sus cimas. La primera exploración en busca de la cumbre más elevada fue así estrictamente geográfica y su ubicación divagó de cordillera en cordillera hasta asentarse muy tardíamente en el Monte Everest, en el Himalaya. A ella sucedió la exploración alpinista al encuentro de la ruta y el logro de su ascensión. Es esta una historia de hermosos paisajes, de ciencia, tesón y valentía.
Escríbenos un comentario sobre este contenido:
Envíe su comentario


Según lo previsto en la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico, en la Ley Orgánica 15/1999 del 13 de Diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal y en el Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, le informamos que sus datos personales figurarán en nuestros archivos automatizados. Sus datos no son ni serán en ningún caso suministrados a terceros. Puede en cualquier momento ejercitar su derecho de acceder, rectificar, de oposición al uso y, en su caso, cancelar sus datos personales comunicando al correo electrónico privacidad@march.es la operación a realizar. Más información sobre nuestra política de privacidad.



Aviso legal