Miguel Marías
Miguel Marías
Miguel Marías
ver vídeo

Hoy más conocida en medio mundo como Las tres luces y en otro medio como Destino, su tono y su desarrollo permanecen fieles al original y más hermoso título de La muerte cansada. Se trata de una figura de la muerte (Bernhard Goetzke) no sólo trágica y triste, sino fatigada, que ejecuta su tarea inacabable a regañadientes, tentada, se diría, de imitar a Bartleby: sin duda, también “preferiría no hacerlo”, y por ello da no tres sino cuatro oportunidades (y otros tantos episodios en épocas y geografías diversas, siguiendo el patrón de la Intolerancia de Griffith) a la enamorada (Lil Dagover) que no se resigna a perder a su marido y que está dispuesta a morir ella.

Aparte del mérito de atraer para el cine a Luis Buñuel, esta película, tal vez la primera obra maestra de Lang, no tiene casi nada de expresionista pese a que, por generalización nacional-cronológica, se la suele asociar a ese movimiento minoritario del cine alemán de los años diez y veinte.

Write a review on this item:
Send a message


Según lo previsto en la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico, en la Ley Orgánica 15/1999 del 13 de Diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal y en el Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, le informamos que sus datos personales figurarán en nuestros archivos automatizados. Sus datos no son ni serán en ningún caso suministrados a terceros. Puede en cualquier momento ejercitar su derecho de acceder, rectificar, de oposición al uso y, en su caso, cancelar sus datos personales comunicando al correo electrónico privacidad@march.es la operación a realizar. Más información sobre nuestra política de privacidad.



Disclaimer