ver vídeo

La música es una de las manifestaciones artísticas más características del fenómeno pop, en su acepción de toda la cultura relacionada con el concepto moderno de consumo y difusión a través de los mass media o medios de comunicación de masas. A diferencia del pop-art de las artes visuales, donde nos encontramos con una corriente artística que utiliza imágenes y objetos de la vida cotidiana urbana y de consumo, pero con una orientación de élite, la denominada música pop es en sí el propio objeto de consumo, y no representa una corriente dentro de la música contemporánea de creación.

Esto marca una diferencia por tanto considerable a la hora de acercarse al fenómeno pop en el ámbito musical, que precisa por ello en primer lugar de un intento de definición que explique el propio término, surgido de forma un tanto imprecisa a finales de la década de los 50 y principio de los 60 del pasado siglo. Comenzó entonces a utilizarse en referencia a la música eminentemente comercial dirigida a la juventud principalmente en el mundo anglosajón, con un estilo difundido en sentido estricto por una serie de grupos y solistas muy característicos de esos años.

En una aproximación más genérica y amplia se podrían incluir bajo esa denominación gran parte de las corrientes y estilos difundidos de manera comercial en el ámbito de la música ligera desde esas fechas, aunque los especialistas y buenos aficionados distinguen un número considerable de variantes estilísticas que en ocasiones preconizan con fuerza su no pertenencia a ese campo. La música pop aparece en el ámbito de la música popular urbana, que había ido floreciendo en la era industrial de manera paralela a los nuevos medios de difusión y al nuevo escenario social. A través de sus dos principales géneros, canción y danza, el repertorio se enriqueció en Europa y América con aportaciones de distintos países, generando incluso estéticas de considerable exigencia técnica en su creciente profesionalización (jazz, flamenco, tango, etc.). La música popular en sentido estricto permaneció sin embargo en un menor nivel de formación musical, nivel que incluso disminuyó a partir de finales de los 50, donde, en la estela de comercialidad iniciada por el rock and roll se inicia realmente el fenómeno de la música pop, caracterizada por su fácil comprensión y por su alianza con las tácticas de expansión en el mercado emprendidas por las casas discográficas a través de los medios de comunicación. En ellas encontramos un predominio de melodías sencillas con acompañamientos armónicos claros y con la inclusión de algunas de las posibilidades que a lo largo de estos años ha ido propiciando el terreno de la electroacústica.

La utilización de algunas de las características musicales de ese tipo de repertorio ha sido escasa en el mundo de la creación contemporánea "seria" o "clásica", pero sí ha habido algunos interesantes campos de intersección entre ambos campos que merecen ser reseñados y analizados, y que cerrarán este acercamiento musicológico a la música pop.

Escríbenos un comentario sobre este contenido:
Envíe su comentario


Según lo previsto en la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico, en la Ley Orgánica 15/1999 del 13 de Diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal y en el Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, le informamos que sus datos personales figurarán en nuestros archivos automatizados. Sus datos no son ni serán en ningún caso suministrados a terceros. Puede en cualquier momento ejercitar su derecho de acceder, rectificar, de oposición al uso y, en su caso, cancelar sus datos personales comunicando al correo electrónico privacidad@march.es la operación a realizar. Más información sobre nuestra política de privacidad.



Aviso legal