Voice & piano recital Lunchtime Concerts

Voice & piano recital

  1. The event took place on
Agustín Achúcarro, baritone. Almudena Ruiz Valeros, piano

El recital se divide claramente en dos partes, la primera dedicada a la canción española y la segunda a autores italianos.

JOAQUÍN RODRIGO, que este año cumplirá 95 años, es autor de numerosas canciones en las que ha alcanzado una gran maestría. En 1935 compuso para soprano y orquesta Cuatre cançons en llengua catalana, la segunda de las cuales se titula Canticel sobre texto de Josep Carner. En 1938 Gerardo Diego realizó una "adaptación"  poética en español y Rodrigo una versión para canto y piano que editó con el título de Trovadoresca. Hace tiempo que relaboró el título primitivo.

JUAN MONTES, músico importante de la cultura gallega del XIX, escribió mucha música sobre textos gallegos, tanto para coros como para solistas. Las Seis baladas gallegas sobre poemas de A.J. Pereira fueron escritas y publicadas en 1888, y la que se canta hoy es la cuarta.

GARCÍA LORCA transcribió y armonizó una serie de canciones populares españolas (en algunos títulos Canciones populares antiguas), algunas de las cuales utilizó también en su teatro. El mismo las grabó al piano acompañando a La Argentinita, y luego, tras su trágica muerte, han sido objeto de numerosas adaptaciones, tanto populares como "cultas".

ALESSANDRO SCARLATTI, padre de "nuestro" Domenico Scarlatti, es el reformador de la ópera napolitana a finales del XVII y comienzos del XVIII. Algunas de sus innumerables arias fueron publicadas en el siglo XIX en adaptaciones para canto y piano, y forman parte del repertorio de las escuelas de canto. Este es el caso de la que hoy se canta.

GIORDANI (o Giordano) fue también napolitano, y su arieta Caro mio ben, procedente tal vez de alguna de sus óperas, está en el mismo caso de la de A. Scarlatti.

TOSTI fue el más prolífico y popular autor de canciones italianas a finales del XIX y comienzos de nuestro siglo. Fue también profesor de canto y su carrera internacional le llevó a Inglaterra, donde recibió el título de Sir. A medio camino de la canción popular y la romanza de salón, consiguió pequeñas obras maestras que los más grandes cantantes interpretaron en su época. En los últimos años ha vuelto al repertorio de los grandes tenores.

VERDI, como casi todos los autores operísticos, también abordó la canción de concierto. Sus 6 Romanze, escritas en 1838, son buena muestra de su maestría en el género. Hoy se interpretan la cuarta y la primera.