Violin & piano recital Lunchtime Concerts

Violin & piano recital

  1. The event took place on
Albert Skuratov, violin. Tsimur Sheharbakou, piano

El catalán X. TURULL compuso Trama 12 per 12 en 1976. Es una obra de síntesis, austera, y de un conocedor del instrumento. Está basada en una serie de doce sonidos expuesta en los siete compases iniciales, a partir de los que se desarrollan una serie de pequeños fragmentos con variaciones hasta el número de doce y que culmina con el único elemento ajeno a la serie: un sonido alargado hacia el "ppp" generado al pasar el arco sobre el puente.
El madrileño C. PERÓN compuso la Sonata nº 4 a la memoria del compositor ruso Alfred Schnittke en el año 2002. Tiene los tres tiempos clásicos, en los que el violín y el piano juegan con mentalidad sarcástica, propia del lenguaje de Schnittke. De ritmos fijos y repetitivos,los dos instrumentos tienen un papel virtuosístico. Esta sonata fue estrenada en el 2005 en Madrid por Jordan Tejedor (violin) y Albert Giménez (piano) en un concierto grabado por Televisión Española (Tv2). La Sonata nº 6 está compuesta y dedicada a Pablo Suarez y Julia Nefyodova en el año 2004. Tiene cuatro tiempos, siendo el segundo de ellos una referencia al más grande de los violinistas de todos los tiempos. Este tiempo, quiere ser un compendio de procedimientos virtuosisticos.
E. TOLDRÁ, el eminente compositor catalán, fue un espléndido violinista. Para su instrumento, la obra camerística más importante son los Seis Sonetos, premiados en 1922 en el tercer Concurso Patxot. El título es muy ilustrativo, ya que cada uno de ellos parte de un soneto poético al que la música "ilustra". El Sonetí de la rosada (rocío, escarcha) es un "sonetillo" en octosílabos de Trinitá Catasús que canta la ternura del amanecer. Ave Maria, de Joan Alcover, es un solemne cántico crepuscular. Les birbadores (los escardadores) de M. Morera i Galicia, traza una alegre estampa popular.
M. de FALLA compuso las Siete canciones populares españolas para voz y piano en 1914, todavía en París. Once años después apareció, con el título de Suite popular española, una transcripción para violín y piano debida al gran violinista polaco Paul Kochanski, debidamente autorizada y aun alabada por el gaditano. El violinista alteró el orden original y suprimió una de las siete canciones, la "Seguidilla murciana".
La Paráfrasis concertante surgió cuando el violinista Xavier Turull pidió a X. MONTSALVATGE una versión para violín y piano de la Sonata concertante para violonchelo y piano. Montsalvatge, en esta nueva versión, excluyó, el primer movimiento, que fue así sustituído por una cadenza de grandes proporciones realizada por Xavier Turull y que precede al final del último movimiento. En la Paráfrasis, escrita en 1975, se reflejan signos distintivos del estilo del compositor: un lirismo evocador en el moderato-sostenuto, un tema fantasioso y sumamente virtuoso en el scherzo, y un final en 2/4 de tendencia vinculada con un regusto clasicista en el rondó.  Es en este rondó donde se ubica la cadenza de Turull. Finalizará esta bellísima Paráfrasis con el reencuentro con el piano. Pero en alguna ocasión Montsalvatge ha dispuesto la cadenza de Turull entre el segundo y el tercer movimiento, haciendo de enlace entre el scherzo y el rondó final.