(II) Wednesday Series Roberto Gerhard, chamber music

(II)

  1. The event took place on
Cuarteto Glinka . Ala Voronkova and Guerásim Voronkov, violin. León Galstián, viola. Manuel Estacey, cello

SEGUNDO CONCIERTO                                                                                                      

El Cuarteto de Cuerda No.1 de Roberto Gerhard es una obra de plena madurez, compuesto entre los años 1950-1955, entre los cuales creó obras tan importantes como su primera obra enteramente dodecafónica, el poco conocido "Concierto para piano y  cuerda", estrenado en 1951 en Aldeburgh, el pueblecito donde anualmente celebraba su festival Benjamin Britten, e interpretado por el pianista Mewton-Wood y dirigido por Norman del Mar -un gran director británico que estrenó otras obras de Gerhard-, y la Primera Sinfonía, que data de 1952-53, estrenada en 1955 en el Festival de Baden-Baden por la Orquesta de la Radio del Suroeste de Alemania dirigida por Hans Rosbaud.
El primer movimiento, Allegro assai, sigue la forma sonata, con un arranque en una tonalidad tradicional que desemboca en una forma serial. Los otros tres movimientos poseen una vivacidad y un dramatismo casi bartokianos, con un allegro final en el que es visible la huella de algunos de los experimentos con música electrónica que Gerhard iniciaba por esos años.
La obra cae de lleno dentro de lo que la ilustre musicóloga británica Susan Bradshaw- autora del artículo dedicado a Gerhard de la EnciclopeGrove de la Música-, citando al propio compositor llama su "música atemática". En efecto, en pocas obras de Gerhard es tan patente el atractivo que sobre él ejercía una abstracción, conectada también con sus preferencias en las artes plásticas. El Cuarteto No. 1 es una obra difícil, pero que demuestra una vez más esa exacta relación que, según ha resaltado otro gran compositor de nuestro tiempo, el alemán Berthold Goldschmidt, que había conocido a Gerhard en los estudios de la BBC londinense, era tan característica de nuestro compositor, entre su pensamiento musical y su realización sonora.
Si la tendencia hacia la abstracción, el rigor y un sentido inmensamenexigente de la forma son algunas de las características más notables de la obra de Joaquim Homs, el Cuarteto No.3, que data de 1950, es decir de la época todavía pre-dodecafónica del compositor, muestra también una expresividad que se despliega en un juego contrastado de lineas de impecable geometría y de extraordinaria belleza.

      1. Joaquín Homs (1906-2003)
      1. Cuarteto nº 3
      1. Roberto Gerhard (1896-1970)
      1. Cuarteto nº 1